Trabajadores preocupados por nuevas exigencias en granjas avícolas

Una nueva regulación podría aumentar la velocidad de procesamiento
Trabajadores preocupados por nuevas exigencias en granjas avícolas
Los trabajadores avícolas y de carne con frecuencia hacen 20,000 cortes o más al día.

Houston- Más de 180,000 trabajadores hispanos a nivel nacional dedicados al procesamiento de animales, especialmente aves, experimentan cambios en su ritmo de trabajo, gracias a una nueva regulación que del Gobierno en esta área, que según grupos latinos tendrá un efecto negativo.

Se espera que durante los próximos días el Departamento de Agricultura anuncie una nueva regulación que afectará principalmente las plantas de procesamiento avícola y que aumentará a un máximo de 175 aves por minuto la velocidad de la línea transportadora, actualmente se utiliza un rango de entre 70-140.

“El trabajo es muy pesado, tengo problemas en los hombros y las manos, tengo un tendón que no funciona bien y eso me impide tener fuerza en los dedos”, aseguró Salvadora Roman, extrabajadora de una planta avícola en Alabama.

Roman fue despedida luego que acumulara 10 puntos, uno por cada ausencia del trabajo para visitas médicas. Ella comenzó a trabajar en 1995 y ganaba $5,25 la hora, cuando fue despedida luego de 17 años obtenía $10,25 la hora. Actualmente no tiene empleo.

En enero de 2012 el Gobierno publicó la regulación preliminar que estaba sujeta a comentarios del público, la idea básica de la agencia según fue publicado era “modernizar las inspecciones de plantas de procesamiento avícola”.

Se espera que las plantas avícolas aumenten las inspecciones y mejoren las condiciones que podrían incidir en la contaminación de las aves.

El documento asegura que es necesario mejorar el sistema de inspección debido a la presencia de bacterias como salmonela en una “porción substancial de las aves, lo que puede llevar a enfermedades en humanos e incluso la muerte”.

El gobierno estimó que el nuevo plan tendrá un costo para la industria de $24.5 millones y una ganancia de $285.5 millones.

Esta nueva regulación vino tras la implementación de tres proyectos piloto liderados por el Departamento de Agricultura para evaluar los cambios futuros. El Congreso pidió a la Oficina de Supervisión Gubernamental (GAO) que evaluara los proyectos.

En su informe final GAO especificó que no se recibió toda la información necesaria para completar la estimación y que la nueva velocidad permitida bajo estos proyectos “levantaba preocupaciones sobre la seguridad de los alimentos y trabajadores”.

Consultados por La Opinión, el Departamento de Agricultura no hizo comentarios respecto a la publicación de la nueva regulación.

De acuerdo a un reciente estudio de Southern Poverty Law Center donde se incluyeron entrevistas a más de 300 trabajadores, en un día habitual realizan más de 20,000 cortes y ese ritmo de trabajo lleva a heridas, además de enfermedades como el síndrome de túnel carpiano, además de enfermedades respiratorias.

La industria de procesamiento y empaque de aves en Estados Unidos está concentrada en estados como Alabama, Nebraska, Georgia, Texas, Carolina del Norte y Minnesota.