Obama: No se deportará por solicitar seguro

Obama: No se   deportará por solicitar seguro
El presidente afirmó que los datos para obtener seguro de salud no seran transferidos a autoridades de inmigración.
Foto: Archivo

Es el miedo paralizante de separar a la familia. Es un terror que deja a los indocumentados viviendo a escondidas. Ese mismo pavor deja a los hijos estadounidenses de inmigrantes que carecen de estatus legal sin el seguro médico que está disponible para ellos a través de la Ley del Cuidado de Salud, conocida como “Obamacare”.

“Han vivido con miedo durante muchos años, tratando de evitar ser detectados”, dijo Xavier Morales, director ejecutivo de Latino Coalition for a Healthy California. “Ellos simplemente no confían en las autoridades que han estado evadiendo toda su vida”.

Sin embargo, en un foro de salud la semana pasada, el presidente Obama calmó ese temor.

“Nada de la información que se proporciona para que usted pueda obtener un seguro de salud será de ninguna manera transferida a las autoridades de inmigración”, afirmó el presidente durante el foro en el Newseum en Wa-shington D.C., organizado por los medios ImpreMedia, Telemundo y Univisión y el California Endowment, bajo la campaña Asegúrate.

“Eso es algo que tenemos muy claro. Si usted es una familia de estatus mixto y tiene un hijo que califica… él tiene que inscribirse y la madre no debe temer”.

Más de 10 millones de latinos en los Estados Unidos califican para recibir la cobertura médica ofrecida por la Ley del Cuidado de Salud. Sin embargo, una gran cantidad de personas aún no se inscriben.

Las personas que no tengan seguro médico para el 31 de marzo deberán pagar multas de uno por ciento de sus ingresos anuales.

Casi uno de cada cuatro latinos conoce a alguien que ha sido deportado, según el Pew Hispanic Research Center. En los últimos cinco años, se han deportado casi dos millones de personas en todo el país, según un informe reciente publicado por el Centro Laboral de la Universidad de California, Berkeley.

“Los sistemas de gobierno están muy bien conectados y existe un temor institucional”, recalcó Carlos Juárez, empleado de una clínica en Los Ángeles que ayuda con las inscripciones.

Es por esto que varias organizaciones y compañías de seguro están esforzándose para que los latinos entiendan la póliza de confidencialidad que los protege en el proceso de inscripción.

“Las familias deben sentirse cómodas y alentadas para inscribirse a la cobertura médica, incluso si sólo uno o dos miembros de la familia califican”, afirmó Anthony Wright, director ejecutivo de Health Access California. “Muchas familias de California tienen estatus de inmigración mixto, con uno o dos hijos nacido aquí, mientras que los otros han emigrado bajo una variedad de circunstancias”.

Obamacare cuenta con fuertes protecciones para reducir el temor a la deportación. Sin embargo, la aclaración del presidente Obama y una reciente del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) confirmaron que las personas indocumentadas pueden inscribir a sus hijos, y a otros familiares que califican, en seguros médicos de la Ley del Cuidado de Salud sin meterse en problemas con las autoridades migratorias.

“Por supuesto, que entiendo ese miedo”, dijo Obama. El presidente envió un mensaje claro y firme: “Para todo el mundo en una familia mixta [estatus migratorio]: no hay intercambio de datos del plan de cuidado de la salud a los servicios de inmigración”.

Para más detalles: http://www.asegurate.com