La gasolina baja de precio por la débil economía

El FMI redujo la semana pasada sus previsiones de crecimiento de la economía mundial y la directora gerente de este organismo, Christine Lagarde, advirtió de que estábamos a las puertas una era de “mediocridad”. Y esta debilidad económica es uno de los motivos por los que los precios de la gasolina están en el momento más bajo del año en EEUU y bajarán más.

Dado el poco crecimiento que se espera, la Agencia Internacional de la Energía redujo ayer, por cuarto mes consecutivo las previsiones de consumo de petróleo y el precio del crudo –de nuevo–, se vino abajo tras semanas de pérdidas en los mercados. Tanto el tipo Brent como el Texas cotizan por debajo de los $90.

No se espera que la situación cambie de rumbo hasta, al menos fin de año y los precios seguirán bajando.

El otro motivo por el que el petróleo no sube es por la irrupción de EEUU como productor, lo que ha aumentado la oferta cuando la demanda está más débil.

Además, los principales países productores agrupados en la OPEP, no están rebajando su producción para evitar la caída del precio como suelen hacer. En esta ocasión están evitándolo para no perder cuota de mercado.

“Los precios nacionales de la gasolina regular sin plomo ha caído durante 18 días consecutivos”, explican en AAA. Actualmente la media nacional es de $3.20 el galón, el precio más bajo del año y a la par con los que había en 2010.

En la estadística interanual, la media del precio de la gasolina es más baja en todos los estados salvo en Alaska, algo que permitirá a los consumidores tener un dinero extra en el bolsillo en la época de compras de fin de año