La salida de John Deasy

Sigue a La Opinión en Facebook

La salida del Superintendente John Deasy del Distrito Escolar Unificado de Los Ángeles(LAUSD) era predecible ante la acumulación de problemas en los últimos meses , además de su pobre relación con los integrantes de la Junta Escolar.

Ahora urge comenzar la búsqueda de un líder con la capacidad y la experiencia para dirigir el segundo distrito escolar más grande de la nación. Es hora de dejar de lado la pugna de intereses para poner en primera fila el aprendizaje de los los alumnos, por sobre todas las otras prioridades.

En este aspecto, cabe resaltar y mantener los logros obtenidos durante la gestión de Deasy. Durante estos tres años y medio se ha visto una marcada mejoría en el rendimiento de los alumnos ya sea a través de los exámenes como de los índices de graduación.

Estas mejorías le ganó a Deasy un significativo respaldo entre los padres latinos de los estudiantes aprendices de inglés preocupados porque sus hijos quedaban académicamente relegados.

Los problemas de Deasy fueron en gran parte políticos. Su relación con la Junta Educativa fue empeorando a medida que la oposición a sus candidatos fue ganando elecciones, dificultando aun más una relación ya difícil con la mayoría de la Junta.

Pero fue la tecnología la que dio el golpe de gracia a Deasy. La buena idea de garantizar el acceso a una computadora para todos los alumnos del LAUSD llevó a una desastrosa experiencia con los IPads. Y la implementación de un nuevo sistema de programación de clases condujo a la pérdida de tiempo escolar, especialmente en la secundaria Jefferson, que duró varias semanas, mostrando la incapacidad del liderazgo escolar para actuar con rapidez.

El reemplazante interino de Deasy, Ramón Cortines, da una continuidad necesaria mientras se halla un nuevo superintendente.

Esta es una oportunidad para afianzar el liderazgo del LAUSD. El distrito pasa por un momento inestable en donde han habido cuatro superintendentes en ocho años, sin contar esta nueva gestión de Cortines.

Esperamos que la Junta Escolar seleccione esta vez con una visión estable a largo plazo con la prioridad del aprendizaje de los alumnos