Pandillas: la Iglesia pide nuevo enfoque

La sociedad civil desconfía mientras se busca otra tregua
Pandillas: la Iglesia pide nuevo enfoque
Líderes encarcelados de varias pandillas durante una tregua reciente, participan de un diálogo con la prensa
Foto: .Archivo

San Salvador

“No creo en eso de la tregua de las maras ni en diálogos, no me los trago… el viernes cuando salía para mi trabajo, un grupo de pandilleros enmascarados y armados habían puesto un retén cerca de donde se toma el bus; estaban cobrando renta a todos los pasaban por ahí. Quién se niega se arriesga a ser asesinado”, narró el joven “Ricardo” quien reside en San Martín, en los alrededores de San Salvador, al opinar sobre el presunto proceso de “pacificación” que tiene lugar en este país centroamericano.

El joven, que trabaja de chofer en una empresa ubicada en la capital y que no quiso ser identificado más que por su nombre de pila, tuvo que regresar a su casa y volver a hacer el intento de llegar a su trabajo dos horas después, con lo que perdió medio día de labores.

No obstante, en El Salvador, algo se está moviendo en dirección de tratar de solucionar la criminalidad de las pandillas.

La Iglesia Católica confirmó ayer que “se está dialogando” con las bases de las pandillas o maras violentas, al mismo tiempo pidió “un cambio de enfoque” en la solución de la problemática, que tiene casi dos décadas de vigencia.

Es decir, de reprimir menos y dar oportunidades a los jóvenes en riesgo, tal como contempla el Plan El Salvador Seguro, logrado en consenso entre sectores religiosos, sociales y políticos.

Monseñor Gregorio Rosa Chávez, obispo auxiliar de la Arquidiócesis de San Salvador, aseguró que los pandilleros “son jóvenes que tienen derechos, tienen familias y necesitan ser escuchados”, al ahondar en sobre el tema del diálogo.

“La iglesia, que tiene una sola voz que en este momento es la que estoy presentando a ustedes, insiste en que hay que buscar un cambio de actitud. ¿Cómo? Por ejemplo, en la base uno tiene a los pandilleros a las puerta de las parroquias y conocemos a la gente que está en eso, a sus familias, nos buscan, ahí es donde hay un trabajo en la base, que está a flor de piel”, apuntó el segundo jerarca de los católicos de El Salvador

http://www.laopinion.com

Alrededor de la web