Santos se prepara para bombardear a las FARC

Ataque de la guerrille amenaza en proceso de paz, rebeldes culpan al Gobierno
Santos se prepara para bombardear a las FARC
El comandante de las FARC-EP Pastor Alape en La Habana
Foto: EFE / EFE

Bogotá

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, levantó ayer  la orden de suspender los bombardeos de las Fuerzas Armadas contra los campamentos de las FARC, en respuesta al ataque de este grupo armado contra un grupo de soldados que se saldó con once militares muertos.

En una alocución desde la ciudad colombiana de Cali (suroeste), Santos señaló que el incidente es producto de “un ataque deliberado, no fortuito de las FARC y eso implica un claro rompimiento de la promesa de un cese al fuego unilateral” que esa guerrilla inició el pasado 20 de diciembre.

El número de militares colombianos muertos en el ataque a un destacamento del Ejército en el suroeste del país aumentó a once con el fallecimiento de uno de los heridos, informaron ayer fuentes oficiales.

Uno de los nueve soldados que había sido trasladado a la Clínica Valle del Lili en la ciudad de Cali falleció al mediodía de hoy, según informó el centro médico.

El ataque contra miembros del Batallón de Combate Terrestre No. 110, perteneciente a la Brigada Móvil No. 17 de la Fuerza de Tarea Apolo en una zona rural del municipio de Buenos Aires, del departamento del Cauca, fue atribuido por el Ejército a la Columna Móvil Miller Perdomo de las FARC.

Esta acción, que según el Ejército fue perpetrada con armas de fuego y explosivos, dejó además al menos 18 soldados heridos, uno de los cuales falleció mientras recibía atención médica.

Las autoridades manifestaron que el transporte de los heridos desde la zona del ataque se dificultó debido a las complicadas condiciones meteorológicas en esa región de montaña, razón por la cual la evacuación tuvo que hacerse principalmente por tierra.

Por su parte, el fiscal general colombiano, Eduardo Montealegre, calificó al ataque como “un crimen de guerra” de las FARC.

“Incongruencia del Gobierno”

Las FARC afirmaron que la muerte de diez militares del Ejército colombiano por enfrentamientos con la guerrilla en el departamento del Cauca se debe a la “incoherencia” del Gobierno de Colombia, que “está ordenando operativos militares contra una guerrilla en tregua”.

El líder guerrillero “Pastor Alape”, alias de Félix Antonio Muñoz Lascarro, señaló hoy en La Habana la “preocupación” de las FARC por esos hechos, aunque no precisó detalles sobre cómo aconteció la acción de la insurgencia, que provocó la muerte de los diez militares y dejó heridos a al menos otros quince.

“Sea emboscada, contra-emboscada, asalto o lo que haya sido; lo que tenemos que mirar es que hay unos colombianos muertos y es lo que hay que parar. No se explica que en medio del proceso de paz en el que la guerrilla decreta una tregua se desarrollen operativos contra esa guerrilla”, aseveró “Alape”, ante preguntas de periodistas.