Candidato presidencial de Guatemala: ¡Su madre como la mejor garantía!

Jimmy Morales asegura que habrá transparencia en su gobierno porque su progenitora 'no educó ladrones'
Candidato presidencial de Guatemala: ¡Su madre como la mejor garantía!
El actor Jimmy Morales es candidato a la presidencia de Guatemala.
Foto: EFE

Según lo define textualmente la Enciclopedia Libre, la madre constituye un elemento esencial en la crianza de los individuos desde una perspectiva cultural. Así como en la constitución de la institución familiar.

El desarrollo fisiológico en el ser humano se complementa con la crianza familiar que posibilita el crecimiento integral ante la desventaja biológica con respecto a otras especies animales que no necesitan de cuidados extra para lograr sobrevivir por sí mismos durante los primeros momentos de vida.  El título de madre también puede ser dado a aquella mujer que cumpla este papel sin estar emparentada biológicamente con el niño o niña.

Esa descripción, ha sido el contexto con el que el comediante Jimmy Morales, candidato a la presidencia de Guatemala, ha querido identificar a la mujer.

De ahí parte la respuesta que diera durante una entrevista que se volvió viral en las redes sociales. En esa oportunidad el comediante dijo: “La mayor garantía de la transparencia de mi gobierno es mi mamá, porque ella no educó ladrones”.

Desde que la escuché, consideré que esa expresión del comediante era arriesgada y muy comprometedora. Y es que en Guatemala, la política es jodida, de ahí que ningún político inteligente puede traer al ruedo a su familia, mucho menos echarle mano a su madre y peor aún, ponerla de garantía.

La exvicepresidente, Roxana Baldetti, cuando promovió su candidatura, hizo lo mismo, puso de garantía a sus hijos y los pobres terminaron siendo sus propias víctimas. Los patojos sin deberla ni tenerla, terminaron acosados por la prensa y convertidos en una burla en todas las redes sociales.

Pero volviendo al tema, según lo deja ver el comediante con dicha expresión, es que fue educado bajo buenos modales por su mamá.

Lo que no me queda claro es que si dentro de esos modales, su mamá también le enseñó a respetar a las mujeres. Y traigo este tema a colación, porque durante el reciente debate no vimos un candidato a la presidencia, lo que vimos fue a un individuo corriente, patán y abusivo que no se supo comportar ante los millones de espectadores, ni mucho menos supo respetar el espacio de una mujer.

En la actualidad, los políticos ya no tienen barreras, pues con tal de ganarse la simpatía de los votantes y ganar una elección, no les importa pasar por encima de su propia familia y hasta son capaces de poner a su madre, como la mejor garantía.

* Las opiniones expresadas en estas columnas son responsabilidad de su autor y no representan necesariamente la postura del diario La Opinión