La tasa de desempleo baja al 4.4%

En abril se superó el tropezón de primeros de año y se crearon 211,000 empleos nuevos

Guía de Regalos

La tasa de desempleo baja al 4.4%
El sector de salud y servicios sociales es uno de los que más empleo crea de forma consistente./Archivo

Abril fue un mes de creación de nuevos puestos de trabajo. En concreto 211,000 más y tras 79 meses consecutivos de aumento de puestos de trabajo, la tasa de desempleo bajó una décima para quedar en el 4,4 %, informó el viernes el Gobierno.

En el caso de los latinos, apenas hubo movimientos y esta tasa queda en el 5.2% mientra que la de los blancos es del 3.8%. Este porcentaje general es la menor en una década.

La fortaleza de las cifras de contratación en abril disipó los miedos tras la decepción de marzo, cuando la economía generó solamente 79.000 empleos frente al cálculo inicial de 98.000. De hecho, la creación de empleo el mes pasado fue muy superior a los pronósticos de los analistas que han visto como el promedio del último trimestre se quedó por debajo de los 200,000 empleos mensuales en un tropezón en el mercado de trabajo que coincide con una peor evolución de la economía. El PIB, en su cálculo inicial de primeros de año, creció a un ritmo del 0.7%. Los economistas siempre cuentan con una desaceleración en los primeros meses del año y aunque esta ha sido más proninciada de lo esperado, confían en una mejora. 

En cuanto al salario promedio por hora, este se incrementó en abril respecto a marzo un 0.3 %, hasta los $26.19, y el alza acumulada en el último año fue de un 2.5 %, muy en la línea con la inflación. 

El sector que más empleo creó el mes pasado, a las puertas de su temporada alta, fue el de hoteles y hostelería, 55,000 trabajos más, seguidos de los 37,000 nuevos en el campo de la salud y la asistencia social. Las actividades financieras siguen recuperando el terreno perdido tras la crisis y en los 19,000 creados en abril llevan la suma de los últimos 12 meses en este sector a los 173,000.

En la minería también está creciendo el empleo después de unos meses complicados en los que el bajo precio del crudo pasó una elevada factura a las empresas encargadas de su extracción y las que apoyan esta actividad. El petróleo recuperó parte de su precio pero ahora está de nuevo en un territorio muy frágil.

El empleo en otras industrias como la construcción, las fábircias o el comercio al por menor apenas registró muchos cambios.