Así pone de rodillas el presidente de México a los gobernadores

Todo por obtener más recursos para sus estados, denuncian
Así pone de rodillas el presidente de México a los gobernadores
Enrique Peña Nieto, presidente de México
Foto: Getty Images

MEXICO.- Una confrontación derivada de la alternancia de partidos en el estado de Chihuahua, el estado fronterizo que actualmente gobierna Acción Nacional (PAN) por primera vez tras la derrota del Revolucionario Institucional (PRI), evidenció de manera clara cómo el presidente de México en turno puede tomar por la garganta a los gobernadores y cómo éstos se dejan para tener dinero a sus anchas.

Sucede cada fin de año, meses antes de las millonarias peregrinaciones de todo el país al santuario de la Virgen de Guadalupe, pero en lugar de ir a La Villa, los mandatarios estatales o sus hombres de confianza acuden a Los Pinos a mostrar sus mejores loas y cartas al presidente a cambio de recibir una discrecional tajada del presupuesto conocida como Ramo General 23 que maneja hasta alrededor de $650 millones.

“Con la promesa de ese dinero nos tienen cada año de rodillas’’, describió Gustavo Madero, ex dirigente nacional del PAN y actual coordinador de gabinete del gobernador de Chihuahua, Javier Corral. “Es muy perverso’’.

Madero reveló que para que este año le dieran a Chihuahua el dinero del Ramo 23 que le correspondía (unos 37 millones de dólares), el secretario de Hacienda José Antonio “Pepe’’ Gonzalez Anaya, le pidió en “compensación’’ que le mostrara la carpeta de investigación en contra del ex gobernador del estado, César Duarte, prófugo de la justicia por acusaciones de desviar dinero público a favor de las campañas del PRI.

“Nosotros no vamos a tolerar ese tipo de chantaje’’, repitió Madero como lo había hecho el 8 de enero Javier Corral.   El presidente Enrique Peña contestó a estas acusaciones y dijo que no permitirá que se descalifique a la institución que representa.

Lo cierto es que ni el PRI ni el PAN ni ningún otro partido habían reconocido este tipo de negociaciones poco transparente para hacerse de recursos del Ramo 23 en los estados que, en teoría tiene un fin noble (otorgar fondos de dinero para cuando haga falta, principalmente en estados y municipios) excepto porque no se pueden conocer ni los objetivos, ni los resultados ni son sujetos de una transparencia real.

Desde 2016 la organización civil México Evalúa denunció  en un informe lo conveniente que ha sido para la clase política de todos los partidos la opacidad de este concepto: al ejecutivo le sirve para que lograr objetivos regionales y a los gobernadores para tener mucho dinero sin rendir cuentas: por eso ningún legislador  ha intentado regular ni sus funciones ni el manejo del  Ramo 23 que ellos autorizan.

Por otro lado, los diputados federales han palomeado cada año las propuestas a la alza de estos fondos que han hecho los presidentes (a través de la Secretaría de Hacienda) desde el 2005 desde Vicente Fox, luego con Felipe Calderón (que en 2008 prácticamente los duplicó) y también con Peña.

Para dar respuesta a las críticas por la opacidad, la Secretaría de Hacienda presentó en marzo de 2016 una ‘“Plataforma de Transparencia’’ para el Ramo 23 que incluye 12 fondos y más de 3,000 proyectos , sin embargo sólo presentó información de una parte del gasto y no explicó la ausencia de la información restante, denunció México Evalúa.

Entre los recursos no incluidos en la Plataforma, se encuentran los del fondo llamado “Programas Regionales”, que tan solo en  2014 ejerció 18,000 millones de dólares que representan más de diez veces su presupuesto aprobado en el congreso. Y así cada año.

Para plantar cara a los diputados, tanto México Evalúa como el empresarial Instituto Mexicano para la Competitividad presentaron una demanda legal contra el congreso porque, según la denuncia, quitó dinero a salud, educación y medio ambiente para crear nuevos fondos dentro de ramo 33.

“La motivación para la creación de los nuevos fondos irregulares es transferir recursos federales a las entidades federativas dando espacio a usos discrecionales’’, explicó Ricardo Corona, abogado del IMCO.

El juicio sigue en proceso. Y la discrecionalidad al mismo nivel con el extra de un escándalo narrado por los protagonistas.

?>