El piso de lava del volcán de Hawaii continúa hundiéndose entre sismos

La fisura 8 del #Kilauea continúa arrojando lava a gran altura como un nuevo volcán en sí misma
El piso de lava del volcán de Hawaii continúa hundiéndose entre sismos
La lava que brota de la fisura 8 sigue muy activa en Hawaii.
Foto: USGS

Cuando escuchas sobre el hundimiento en Halema’uma’u, uno de los cráteres del volcán Kilauea en Hawaii, ¿qué significa esto realmente?

Puedes ver el piso del cráter moviéndose lentamente hacia abajo en este clip:

En tanto la erupción de lava continúa canalizándose desde el sistema de fisuras de la llamada Zona del Rift Este (LERZ, en inglés) más bajo en el área de Leilani Estates.

Y en Hawaii no cesa de temblar, como muestra esta captura de pantalla de los más recientes sismos en Hawaii registrados por USGS:

Hay miles de sismos visibles en Hawaii en este mapa cortesía de USGS.

Una línea de respiraderos poco espaciados en la Fisura 8 continúan en erupción produciendo fuentes que alcanzan alturas de hasta 160 pies, justo más altas que el cono de salpicadura a su alrededor. Esta actividad continúa alimentando el flujo canalizado de rápido movimiento que está entrando al océano en Kapoho. Las salpicaduras débiles continúan en las Fisuras 16/8 como se ha observado en los últimos días.

La Fisura 8 continúa en erupción produciendo fuentes que alcanzan alturas de hasta 160 pies. USGS

Kilauea, el volcán más joven y más activo de la isla de Hawaii, ha entrado en erupción casi de manera continua desde 1983, en Pu’u ‘Ō’ō y en otros respiraderos a lo largo de la Zona del Rift Este del volcán. En 2008, se abrió un nuevo respiradero dentro del cráter Halema’uma’u en la cima del volcán, que alberga un lago de lava activo. Alrededor del 90 % del volcán está formado de flujos de lava de menos de 1,100 años de edad.

La erupción del volcán Kilauea en Hawaii se mantiene, así com los frecuentes sismos, las emisiones de rocas y cenizas volcánicas, y la presencia de nubes de gases tóxicos causados por la llegada de la lava al océano, que ha llenado la bahía de Kapoho y creado un área de 250 acres de superficie donde antes estaba el mar.

El siguiente gráfico compartido en Facebook por The Earth Story muestra la estructura de la cadena de fisuras del volcán en escudo más activo de Hawaii:

Esta vista aérea de la entrada de lava al océano en la Bahía Kapoho muestra la nueva extensión de la costa creada por la erupción volcánica:

Vista aérea de la entrada del océano de la lava en la Bahía Kapoho en Hawaii. USGS

Esos números subrayan el increíble volumen de lava que continúa en erupción desde la fisura no. 8 en Leilani Estates, la zona cero de las erupciones iniciadas hace 40 días.

Pérdidas en viviendas

Hasta ahora, la lava ha cobrado hasta 700 viviendas, dijo el alcalde de Big Island, Harry Kim, y arrasó comunidades enteras en Kapoho. “Hay mucha desesperación por ahí. Muchas lágrimas. ¿Mucho de ‘y ahora’?” Kim dijo el lunes en una conferencia de prensa.

Pero Kim también buscó tranquilizar a los residentes, señalando los esfuerzos de varias agencias para ayudar a los necesitados, reporta Hawaii News Now.

Bob Fenton, administrador de FEMA para la IX Región, dijo a los periodistas que realizó un sobrevuelo de áreas devastadas por lava el lunes y que estaba “sorprendido por la cantidad de devastación”.

También dijo que la agencia federal no tiene una varita mágica y que no podrá hacer que todos sean resarcidos de las pérdidas sufridas.

“Va a tomar un esfuerzo de toda la comunidad” para ayudar en la recuperación, dijo, y agregó que son organizaciones sin fines de lucro las que están ofreciendo la mayor parte de los recursos y la asistencia a los evacuados en este momento.

Fenton agregó que las evaluaciones están en curso para determinar si los propietarios e inquilinos serán elegibles para la asistencia individual de FEMA. El pago promedio bajo ese programa es de $ 4,000 y el máximo es de $ 34,000.

La fisura 8, que se abrió el 5 de mayo, se ha convertido en la mayor fuente de lava de la erupción. También el lunes, la Defensa Civil del Condado de Hawaii dijo que está comenzando a reducir las operaciones porque mientras la lava sigue brotando de la tierra a gran velocidad, fluye sobre áreas que ya han sido cubiertas y golpeando el mar frente a comunidades costeras que ya han sido destruidas .

Con información de USGS y Hawaii News Now