Cómo afecta la existencia de Airbnb dentro del mercado inmobiliario y los precios de alquiler

La compañía ayuda a propietarios, pero la economía de muchos podría ser afectada por la compañía
Cómo afecta la existencia de Airbnb dentro del mercado inmobiliario y los precios de alquiler
Desde su creación, la compañía ha generado una polémica incansable.
Foto: Tero Vesalainen / Pixabay

Hace unas semanas se informó que Airbnb había registrado una pérdida neta de $322 millones en los primeros nueve meses de 2019, una caída considerable si tomamos en cuenta la ganancia de $200 millones reportada por la plataforma en línea más grande del mundo para alojamientos en 2018, según informó The Wall Street Journal. Y aunque esta es una noticia lamentable para los accionistas de Airbnb, las ciudades y países de todo el mundo que sufren crisis de vivienda prolongadas pueden celebrar su disminución de la influencia del mercado.

El llamado “efecto Airbnb” en los mercados locales de vivienda se ha convertido en un motivo de preocupación importante, especialmente cuando se observan sus impactos en el stock de viviendas, los precios y las comunidades.

De acuerdo con datos de la compañía, Airbnb alberga más de 7 millones de listados, activo en más de 100,000 ciudades en 220 países y regiones, con una proyección a futuro de mil millones de invitados anualmente para 2028.

A pesar de la polémica suscitada en diferentes zonas del mundo en contra de esta plataforma, están claros los beneficios económicos para las localidades que se benefician del aumento de turistas respaldados con una variedad más amplia de listados de vacaciones asequibles y disponibles. Los propietarios de viviendas también se benefician, ya que convertir sus habitaciones y propiedades a corto plazo puede ofrecer una fuente de ingresos alternativa y lucrativa.

Sin embargo, un análisis realizado por el Economic Policy Institute, un grupo de expertos estadounidense sin fines de lucro, encontró que los costos económicos de Airbnb probablemente superen los beneficios. “Si bien la introducción y expansión de Airbnb en ciudades de todo el mundo conlleva grandes beneficios y costos económicos potenciales, los costos para los inquilinos y las jurisdicciones locales probablemente excedan los beneficios para los viajeros y los propietarios”.

Esta es la marca potencial del denominado “efecto Airbnb” que temen los expertos, un proceso similar al de la gentrificación que aumenta lentamente el valor de un área en detrimento de los residentes indígenas, muchos de los cuales son expulsados ​​debido a restricciones financieras de los que carecen, aunado al elevado costos de las viviendas circundantes.

También las rentas a largo plazo se ven afectadas en las zonas turísticas del país, lugares sumamente colmados de gente que depende de sus fuentes de trabajo para vivir, sin embargo, propietarios están mudando su forma de ingreso al alquiler a corto plazo a través de plataformas como Airbnb, dejando fuera a muchas personas residentes.

Mientras las listas de la compañía aumentan 1%, el efecto colateral en la zona genera un incremento del 0.018% en los alquileres regulares y del 0.026% en los precios de la vivienda, según un estudio de independiente en Estados Unidos por la página de internet SSRN.

En apariencia los porcentajes pueden no ser extraordinarios, pero cuando estos se transfieren a cifras y crecimientos anuales pueden significar inviabilidad para aquellos que buscan comprar o alquilar a largo plazo.

 

-También te puede interesar: