Objetos en tu hogar que atraen la mala suerte y qué hacer con ellos

La mala suerte puede ser ocasionada por cosas que tenemos en el hogar y no nos percatamos de ello

La vajilla rota atrae la mala suerte.
La vajilla rota atrae la mala suerte.
Foto: Pixabay

La mayoría de las personas almacenan en su hogar objetos de diversa índole por un apego sentimental, los coleccionan o les traen excelentes recuerdos y tristemente no se percatan que podrían estar atrayendo la mala suerte.

Muchas de estas cosas que no ayudan a la fortuna, podríamos desecharlas, pero existen otras que no deseamos arrojarlas al basurero y las conservamos por años. Basados en la filosofía del Feng Shui, el portal Euroresidentes reseñó algunos objetos que podrían estar ocasionando que tengas mala suerte en tu vida.

Platos o jarrones rotos

Las cosas rotas son inservibles y las podemos conservar por cariño o porque pensamos que en algún momento las vamos a componer. Lo ideal es desecharlas, principalmente si eran utensilios que usamos a diario como la vajilla, tazas o jarrones.

Espejos rotos

La creencia popular indica que romper un espejo trae 7 años de mala suerte. La realidad es que un espejo en esas condiciones ya no es de utilidad y si lo conservas, altera el equilibrio de tu hogar; lo mejor será deshacerte de él.

Muebles polvosos

Dicen que el mejor hábitat para los espíritus son los muebles polvosos, ellos alteran nuestra energía y la pueden absorber, posiblemente esta sea una de las razones por las que siempre te sientes cansado. El consejo es mantenerlos limpios, principalmente, si son muy antiguos.

No prestar zapatos

Los expertos afirman que a través de la planta de los pies se absorben y desprenden energías, por lo que si prestas tus zapatos pueden quedar ahí las malas energías de la persona que los usó. En ese caso es mejor que se los regales y recuerda nunca más prestarlos nuevamente.

Toallas de baño

Se basa en el mismo concepto. Cuando te bañas retiras células muertas por lo que debes lavarlas regularmente.

Muebles sin remedio

Hay veces que solemos conservar muebles rotos, desajustados o muy viejos que están por ceder. Ellos son capaces de absorber nuestras energías positivas y, por lo tanto, nos hacen más vulnerables a recibir energías negativas.

Para mantener el equilibrio en tu hogar, mantenlo limpio y ordenado; además procura hacer un ritual de purificación por lo menos una vez al mes.

Te puede interesar:

  1. ¿Por qué los espejos son un arma de doble filo para nuestra energía?
  2. El insomnio puede ser provocado por alteraciones en el ambiente de tu habitación
  3. 7 elementos que te ayudarán a equilibrar tu energía
Consulta tu horóscopo
de hoy