El condado de Riverside, California está listo para reactivar su economía

El Consejo de Supervisores le envió un mensaje al gobernador del estado pidiendo que revisen el caso del condado y les permita levantar las restricciones

El condado de Riverside, California está listo para reactivar su economía
El estado de California fue el primero en emitir la orden de cuarentena en los Estados Unidos.
Foto: JOHN G. MABANGLO / EFE

Los últimos días California ha estado experimentando algunas decisiones unilaterales en algunos condados con respecto a la vigencia y restricciones de la orden “Más seguros en casa”.

Hoy se sumó a la lista el condado de Riverside, pero a diferencia de los Más seguros en casa, las autoridades locales esperaran la luz verde del gobernador Gavin Newsom.

El condado de Modoc fue el primero en reabrir su economía el pasado viernes argumentando no haber presentado casos de positivos de COVID-19.

Hoy los condados de Sutter y Yuba también tenían planes de reanudar sus actividades cotidianas bajo el nuevo código de convivencia social. En ambos condados ubicado al norte de Sacramento han registrado tres muertes por COVID-19 y se han confirmado 31 casos.

El condado de Riverside está listo para abrir cuando el gobernador nos de luz verde”, afirmó el alcalde Rusty Bailey. El mandatario local hizo referencia a una guerra que el condado está librando en dos frentes: contra el virus y contra el impacto económico.

Nuestros hospitales no tienen una alta demanda y nuestros números se están aplanando, pero nuestra economía está sufriendo. Más de 100 mil personas han pedido el seguro de desempleo en el condado de Riverside y tenemos que enfocarnos en la guerra del impacto económico”, aseguró el alcalde de la ciudad.

La supervisora del condado Karen Spiegel habló acerca de las condiciones del condado. “Las estadísticas en el condado han mejorado. Actualmente tenemos actualizaciones diarias, hacemos seguimiento de los casos, tenemos datos y estadísticas”, aseguró.

Spiegel afirmó que hasta la fecha han detectado 4,180 casos positivos de COVID-19 y 161 muertes. “Pero también hay un número importante de recuperado. Casi 2,000 personas se han recuperado de la enfermedad en el condado”, afirmó.

La supervisora aseguró que la capacidad de respuesta médica del condado no está en riesgo y que la demanda en los hospitales no es como la habían pronosticado.

Según Bailey el 50% de los casos registrados en Riverside se han dado en instituciones médicas como casas de asistencia y residencias de ancianos entre el personal y sus residentes.

Por último el supervisor Kevin Jeffries dijo que “Los derechos plasmados en la constitución y usar una tapabocas van de la mano”.

Necesitamos reabrir nuestra economía porque no podemos seguir afrontando el impacto de está crisis. En conclusión le voy a pedir al gobernador que por favor reabra la economía del condado y que Riverside sea el primer caso autorizado para ir a la fase dos”, dijo en referencia al plan propuesto por el gobernador.