Vuelve el fútbol alemán: ¿Qué medidas tomarán que marcarán la pauta en todo el mundo?

La Bundesliga volverá con un plan innovador que bien podrían retomar en España, Inglaterra e Italia semanas después

El próximo fin de semana ya habrá fútbol en Alemania.
El próximo fin de semana ya habrá fútbol en Alemania.
Foto: EFE

La Bundesliga reanudará actividades el sábado 16 de mayo bajo estrictas medidas de seguridad e higiene, con el fin de completar su temporada 2019-20 y evitar una mayor crisis financiera.

Será la primera liga del mundo, dentro de las 5 más importantes, que volverá, por ello Alemania se puede convertir en un referente para otros países donde el fútbol es igual de importante, como España, Inglaterra, Italia y Francia.

Desde la Deutsche Fussball Liga (DFL), el organismo que regula la primera y la segunda división del fútbol germano, reconocieron que el plan de juego elaborado junto a la compañía de medicina deportiva Task Force ha generado interés de otras ligas del mundo. Y antes de mencionar el plan de medidas que se implementarán, cabe recordar que las condiciones en este país son más alentadoras que en otros donde los azotó la pandemia con mayor fuerza.

“Podremos volver a jugar porque tenemos la suerte de vivir en un país que tiene uno de los sistemas sanitarios más modernos y más eficaces del mundo lo que, si somos honestos, muchos no veíamos así antes de esta crisis”, reconoció Seifert.

El protocolo con el que la liga alemana reanudará los encuentros incluye las siguientes medidas:

– Las 9 jornadas restantes se disputarán en 43 días.

– Los encuentros serán sin público.

– Cada jugador tendrá su propia botella de agua con su nombre.

– No habrá niños acompañando a los futbolistas al salir del vestidor.

– Los equipos no podrán entrar al campo al mismo tiempo.

– No habrá fotos grupales en los momentos previos al encuentro ni saludos de mano protocolarios, tampoco al término de los duelos.

– En los festejos de gol no debe haber contacto con las manos entre jugadores.

– En la zona de banca los suplentes deberán dejar uno o dos espacios libres entre sí y todos deberán llevar cubrebocas.

– No se podrá intercambiar camisetas al final de los encuentros.

– Solamente 98 personas estarán dentro del estadio: 22 jugadores en el campo, 18 reservas en los banquillos, 5 árbitros, 20 auxiliares, 4 recogepelotas, 3 personas de limpieza, 3 fotógrafos, 4 enfermeros, 4 personas de seguridad y 15 encargados de la puesta en escena tecnológica, entre integrantes del VAR y los responsables de las transmisiones de TV.

– La sala de prensa y la zona mixta permanecerán cerradas.

– Habrá una conferencia al final de cada partido, con un jugador de cada equipo, pero será virtual.

– En los estadios se tomará la temperatura constantemente a todos los involucrados.

Esas son las medidas principales que se establecieron en Alemania y que podrían retomar otras de las principales ligas, pero no son las más estrictas, ya que en otros países hay aún más prohibiciones, como en Corea del Sur, donde no se permite escupir o sonarse la nariz en el campo o en Inglaterra, donde todo parece indicar que no se realizarán los festejos de gol en grupo. Ya veremos más adelante cómo afectan estas normas al desempeño del deporte y si no tienen resultados adversos en la salud de los involucrados.