Sólo dos inmigrantes fueron admitidos para pedir protección desde la orden de prohibir la entrada en EEUU por COVID-19

Sólo dos inmigrantes fueron admitidos en EEUU para solicitar protección humanitaria, desde la orden de emergencia pública del 20 de marzo

EEUU cerró las fronteras y redujo la admisión de inmigrantes.
EEUU cerró las fronteras y redujo la admisión de inmigrantes.
Foto: LARS HAGBERG / AFP / Getty Images

Solo se permitió a dos personas presentar solicitudes de protección humanitaria en la frontera sur de EEUU, desde que la Administración Trump comenzó a expulsar a la mayoría de los migrantes no autorizados, en virtud de una orden de emergencia de salud pública emitida a fines de marzo, según muestran los datos del gobierno.

Citando la autoridad legal de una ley de salud pública de la Segunda Guerra Mundial, los funcionarios en la frontera sur han retirado a más de 20,000 migrantes sin documentos apropiados a México o directamente a sus países de origen desde el 20 de marzo.

En ese mismo lapso, los funcionarios de Inmigración permitieron que 59 migrantes se quedarán temporalmente en el país para ser entrevistados por un oficial de asilo sobre sus reclamos de que serían torturados si son expulsados, según las estadísticas recopiladas por el Servicio de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos (USCIS).

La gran mayoría de estos migrantes, 54 de ellos, no cumplieron con el elevado estándar de demostrar que era “más probable que no” que fueran torturados y fueron expulsados bajo la orden de salud pública, emitida por los Centros para el Control de Enfermedades y Prevención (CDC).

Tres casos permanecen pendientes, según los datos del USCIS obtenidos por CBS News, que The Washington Post informó por primera vez el miércoles.

Los dos migrantes que completaron los exámenes de detección y que tienen un umbral de aprobación más alto que quienes buscan asilo, pueden solicitar protección bajo la Convención de las Naciones Unidas contra la Tortura, un alivio limitado de la deportación que, a diferencia del asilo, no crea un camino para obtener la ciudadanía estadounidense.

También esta es la única protección humanitaria que los inmigrantes pueden solicitar si son procesados bajo la orden de los CDC, según un memorando interno de la Patrulla Fronteriza obtenido por ProPublica.

Aaron Reichlin-Melnick, un asesor de políticas del Consejo de Inmigración de Estados Unidos, dijo que el hecho de que solo dos inmigrantes hayan podido buscar refugio desde el 20 de marzo, muestra el verdadero objetivo de la orden de los CDC.

“Estas cifras revelan lo que sospechábamos desde el principio: estas órdenes son una excusa para levantar un muro para detener a todos los solicitantes de asilo”, dijo Reichlin-Melnick a CBS News.