Una ciudad de Miami reestructura su plantilla por la crisis y despide a personal de emergencia

Bomberos y policías también estarían en este paquete de despidos en la ciudad de Miramar

Una ciudad de Miami reestructura su plantilla por la crisis y despide a personal de emergencia
Personal de emergencia también han estado al frente de esta batalla.
Foto: Getty Images

El impacto sin precedentes de la pandemia del coronavirus ahora está llegando a los gobiernos locales del sur de la Florida.

La ciudad de Miramar se ha convertido en la primera en anunciar despidos temporales para gestionar las consecuencias financieras del COVID-19.

Entre esos recortes están la policía y los bomberos, que podrían afectar la seguridad pública. La ciudad de Miramar emplea a más de 1,200 personas, desde empleados hasta personal de limpieza en el ayuntamiento, hasta aproximadamente 150 bomberos y unos 200 oficiales de policía.

Te puede interesar: Revelan que la gente en Miami está muriendo en casa en vez de ir al hospital por miedo a contagiarse por el coronavirus

Los jefes sindicales dijeron que no se les dio aviso, solo una nota el miércoles de la oficina del administrador de la ciudad, que fue la única notificación.

Decía, en parte, “cada empleado será suspendido por 8 horas cada semana del 11 de junio al 9 de diciembre”.

La ciudad ha proyectado una pérdida de aproximadamente $23 millones en el presupuesto del año fiscal debido a un golpe en los impuestos generales y otros ingresos intergubernamentales, como dólares estatales y del condado.

Te puede interesar: Dos homosexuales de Miami, recuperados del coronavirus, denuncian que la ley de Estados Unidos prohíbe a los gays donar plasma

“Estamos haciendo los ajustes apropiados para ajustarnos al impacto financiero”, señaló Wayme Messam, alcalde de Miramar.

Los jefes de policía y sindicatos de bomberos sostienen que reducir la seguridad pública de esta manera es un movimiento arriesgado y peligroso.

“El hecho de que vamos a tener menos gente en la escena, no solo es una reducción para la seguridad de los ciudadanos, sino también para nosotros”, manifestó James Estep del sindicato de bomberos.