¿Cómo será el mundo en unos años si no hacemos algo contra el calentamiento global? 10 escenarios catastróficos

Dentro de poco, los efectos pueden ser irreversibles

¿Cómo será el mundo en unos años si no hacemos algo contra el calentamiento global? 10 escenarios catastróficos
Millones de personas serán afectadas por el calentamiento global.
Foto: Shutterstock

Un aumento de la temperatura en 1.5 grados centígrados parece poco; basta con variar un poco el termostato de casa para que el ambiente se sienta agradable de nuevo. Pero a nivel global no es así de fácil. Los científicos calculan que un aumento de temperatura de 1.5 grados centígrados en el mundo traerá consecuencias devastadoras para el medio ambiente en unas cuantas décadas.

¿Cómo será el mundo en unos años si no hacemos algo hoy contra el calentamiento global? Los expertos del Panel Internacional de Cambio Climático de las Naciones Unidas (IPCC, por sus siglas en inglés) adelantan algunos escenarios catastróficos para el año 2100 si no se toman medidas para revertirlo. Y si acaso las temperaturas se elevan 2 grados centígrados, los efectos serán más severos aún.

Entre los cambios que se experimentarán entonces, con terribles consecuencias en la vida de millones de personas y especies animales y vegetales, se encuentran:

  1. Días extremadamente calurosos, con sequías generalizadas e incendios forestales más frecuentes, lo que podría obligar a especies humanas y animales a cambiar de hábitat e invadir nuevas regiones.
  2. Millones de personas que se verían desplazadas de sus hogares a causa del aumento de temperatura y el incremento del nivel del mar, se convertirían en refugiados. El mapa de las costas del mundo podría ser completamente diferente al que conocemos hoy.
  3. El calentamiento podría en riesgo potencial los cultivos de maíz, trigo, arroz y otros cereales, así como la supervivencia del ganado, pues el aumento de temperaturas puede propagar enfermedades, afectar el suministro de agua potable y la calidad de su alimento. En general, la disponibilidad de alimentos para el mundo estaría en riesgo.
  4. Enfermedades como el dengue y la malaria, que se presentan en ciertas zonas del orbe, se extenderían a otras áreas geográficas, provocando un mayor número de enfermos y muertos.
  5. Los riesgos relacionados con el clima para el suministro de agua, la salud, la seguridad alimentaria y el crecimiento económico para la población en general aumentarán con el calentamiento global.
  6. Algunas regiones del planeta se volverían tan húmedas y calurosas que sería imposible cultivar en ellas y trabajar al aire libre.
  7. El nivel del mar aumentaría, lo que pondría en riesgo a muchas zonas costeras el planeta, así como a muchas islas que corren el riesgo de ser inundadas por el océano.
  8. Los océanos se volverían más ácidos debido al aumento de concentraciones de dióxido de carbono, lo que impactaría el crecimiento, desarrollo, supervivencia y abundancia de muchas especies marinas, desde algas hasta peces.
  9. Las lluvias serían sumamente intensas con las consecuentes inundaciones.
  10. En los ecosistemas terrestres, marinos y de agua dulce, se calculan fuertes impactos en la biodiversidad, incluida la pérdida y extinción de especies, así como la mudanza de especies y la propagación de especies invasoras.

Estos escenarios nos recuerdan la importancia de trabajar de manera individual en reducir nuestras acciones que, de alguna manera, dañan al medio ambiente. El consumo desmedido, el uso inconsciente del plástico, la falta de una cultura de reciclaje, son algunas de las prácticas que podemos empezar a revisar en nuestras esferas individuales, pues cuando hablamos de preservar nuestro planeta, no hay acciones pequeñas.