La Patrulla Fronteriza salvó a unos 200 inmigrantes en Texas durante la tormenta invernal

La extrema tormenta invernal hizo que muchos inmigrantes pidieran ayuda a los agentes que cuidan la frontera en Texas

Agentes de la Patrulla Fronteriza rescatan a una mujer y a su hijo en el Río Bravo.
Agentes de la Patrulla Fronteriza rescatan a una mujer y a su hijo en el Río Bravo.
Foto: Carl Nagy, Agente de CBP / CBP

La tormenta de invierno que impacta a Texas no ha detenido las operaciones de la Patrulla Fronteriza en el sector de Big Bend. Los agentes han rescatado a más de 200 personas en la frontera sur del estado hasta el miércoles.

Con unas condiciones de clima extremo en el área,  agentes de la Patrulla Fronteriza del Sector de Big Bend han arriesgado sus propias vidas por patrullar el sector y han rescatado con éxito a más de 200 inmigrantes indocumentados de las peligrosas condiciones del clima en el área, salvando vidas.

La tormenta invernal masiva que cubrió todo el estado de Texas ha producido nieve significativa y temperaturas heladas prolongadas, en el oeste de Texas entre Sierra Blanca y Van Horn, donde se han producido la mayoría de los rescates, según un comunicado de la agencia.

Además de los rescates, el cuerpo de un individuo, que probablemente murió debido a las bajas temperaturas, ha sido recuperado por agentes del sector de Big Bend y la policía local.

Unas 10 personas tuvieron que ser trasladadas a hospitales regionales por exposición, congelación o afecciones médicas más graves.

Durante los rescates se descubrió que muchas personas halladas en el sector de Big Bend habían sido abandonadas por coyotes y algunos de ellos llamaron a los operadores del 911 en busca de ayuda o pidieron ayuda a los automovilistas, cuando llegaban a las carreteras del área.

Muchas familias también informaron de la desaparición de sus seres queridos a la Patrulla Fronteriza, lo que ha resultado en búsquedas adicionales y vidas salvadas.

CBP informó que entre las personas rescatadas sin documentos para autorizar su entrada en Estados Unidos, hay ciudadanos de Ecuador, Guatemala, Honduras y México.

El sector de Big Bend de la Patrulla Fronteriza está compuesto por 77 condados de Texas y todo el estado de Oklahoma (78 condados).

El área operativa de este sector en la frontera es 165,154 millas cuadradas. El Sector es responsable de patrullar 517 millas de frente fluvial a lo largo del Río Grande, que es el límite internacional entre Estados Unidos y México. El límite fronterizo que cubre es casi una cuarta parte de la frontera suroeste del país.