Más de 13 millones en Texas enfrentan una crisis de agua después de la brutal tormenta de invierno

Texas sufre otro desastre: millones sin agua potable, además de los cortes de energía y el frío sin precedentes

Más de 13 millones en Texas enfrentan una crisis de agua después de la brutal tormenta de invierno
Un estante de botellas de agua vacío en un mercado en Austin, Texas.
Foto: Joe Raedle / Getty Images

La crisis en Texas está agravándose después de que una tormenta invernal paralizara la infraestructura en el estado. Aunque la electricidad se ha restaurado en su mayor parte, más de 13 millones de personas, casi la mitad de la población del estado, no tienen actualmente acceso a agua potable.

En muchos hogares, el grifo está seco. Encontrar agua embotellada es casi imposible. Algunos han recurrido a hervir nieve. Houston, que es la cuarta ciudad más grande de Estados Unidos, abrió 11 sitios el jueves para ayudar a distribuir agua.

Cuando las tuberías estallaron a causa de las bajas temperaturas en la casa de la representante de Texas Shawn Thierry, su mundo explotó. Ella y su hija de 8 años están en un hotel, pero no podrán vivir allí por mucho tiempo. “Quiero decir que esto es una pesadilla, es la pesadilla de todos”, dijo Thierry a CBS News. “Tu casa es tu refugio, es donde vas a encontrar tu paz y trabajo y ahora, estoy desarraigada”.

Thierry se encuentra entre millones en una nueva fase de miseria. Cuando las luces vuelven a encenderse, se revelan los horrores de la tormenta.

El agua está en todas partes, o en ninguna, ya que muchas plantas de tratamiento quedaron fuera de servicio y millones recibieron órdenes de hervir agua. Una línea para entrar en una tienda de suministros de plomería corría por cuadras. Incluso la comida se ha vuelto difícil de conseguir ya que algunos estantes de las tiendas de comestibles están vacíos.

A lo largo de la costa este, la nieve y el hielo están provocando accidentes automovilísticos graves y derribando cables eléctricos, lo que sumerge a decenas de miles en la oscuridad.

El presidente Biden declaró el jueves el estado de emergencia en Oklahoma, donde los residentes vieron la racha más larga de temperaturas bajo cero registrada.

Esta tormenta invernal también creó una tormenta política, cuando el senador de Texas Ted Cruz fue visto en un vuelo a Cancún mientras sus electores sufrían el frío. Cruz regresó a Houston bajo una escolta policial después de que las fotos y el video de él se hicieran públicos. CBS News se enteró de que originalmente el senador planeaba regresar el sábado.