Criptominería nuclear: Miami quiere ser un centro de “minería limpia” de criptodivisas

"Queremos que estén aquí" es lo que ha dicho el alcalde de la ciudad de Miami a grandes y pequeñas empresas de criptominería, la idea es aprovechar el éxodo masivo de mineros que están migrando de China

Miami quiere ser un gran centro de minería barata de criptomonedas.
Miami quiere ser un gran centro de minería barata de criptomonedas.
Foto: Foto de MARCO BELLO/AFP via Getty Images). / AFP / Getty Images

La ciudad de Miami definitivamente quiere convertirse en el centro de operaciones del mercado financiero del bitcoin, de hecho no es un secreto que el alcalde, Francias Suarez, intenta posicionar ese territorio en un centro para la minería de criptomonedas. Por ello ha hecho una invitación abiertamente a empresas mineras, incluyendo a las chinas, a establecerse en Florida.

“Oigan, queremos que estén aquí” aseguró el alcalde de Miami que es el mensaje que está pasando a las empresas con las que ha hablado, que además acotó que son muchas.

Suarez ha hecho énfasis en que la minería que quiere para la ciudad sea la “limpia y barata” por eso ha hablado de energía nuclear. Además su intención es reducir el precio y gasto de la energía que se usa para esta actividad criptográfica.

Para ello, Suarez anunció estar en contacto con la Florida Power & Light Company para lograr un acuerdo de reducción del precio de la energía y lograr el precio kilovatios por hora que desean los mineros.

Por otra parte, las empresas de criptominería que se muden para Florida tendrán otros beneficios específicos anunciados por el alcalde Suarez, como una zona empresarial única para la criptominería, que cuente con concesiones fiscales, incentivos en materia de infraestructura y menos normativas a fin de promocionar tanto la inversión como el mercado laboral.

Este es un buen momento probablemente para invitar a los mineros de criptodivisas a explorar en otras ciudades, pues el gigante de la criptominería, China, ha emprendido una ofensiva contra esta actividad y sus anuncios ha ocasionado grades desplomes en los criptoactivos. Y por otro lado, han ocasionado un éxodo masivo de las empresas de minería que operan en el territorio del gigante asiático.

Hay que destacar que la criptominería en China representa la mitad de la producción mundial de bitcoins. Sin embargo, se pudo conocer que los operativos de inspección a las empresas ha ocasionado cierres. Sucedió hace días lon mineros Ya’an, tuvieron que detener operaciones en Sichuan, Mongolia Interior, Xinjiang y Qinghai también tuvieron que cerrar en sus operaciones.

Se cree que entre un 50% y un 60% de todo el “hashrate” del bitcoin terminará saliendo de China. El “hashrate” es lo que describe la potencia informática de todos los mineros de la red de bitcoins. Lo que si es certero es que la migración será hacia otros países donde la energía también sea de bajo costo, porque esa es la principal búsqueda de los mineros.

Y como la preocupación ambiental ahora está tomando fuerza, muchos adeptos a las criptodivisas y a la criptominería comienzan a mostrar un cambio de actitud al respecto. Ya incluso la Fundación Ethereum ha anunciado que la red efectivamente está trabajando en la transición a su versión 2.0 y para operar bajo Proof-of-Stake (PoS). Con dicha operatividad en su Blockchain señala que se verá una reducción del 99.95% del consumo eléctrico.

**