Andrés García revela qué pasará con su hermosa mansión de Acapulco cuando muera

El afamado actor reconoce que le quedan muy pocos años de vida, por lo que ya está planeando qué hacer con su casa de playa y las otras que posee

Andrés García ya piensa en el día de su muerte, por lo que quiere dejar todo arreglado con sus mansiones.
Andrés García ya piensa en el día de su muerte, por lo que quiere dejar todo arreglado con sus mansiones.
Foto: Mezcalent

El actor dominicano Andrés García, de 80 años, confesó en entrevista que planea vivir sus últimos años de la mejor manera posible, por lo que ya puso manos a la obra para vender las cuatro propiedades que posee con el fin de sanar sus finanzas, pues ha pasado por momentos económicos muy complicados a raíz del COVID-19.

Sus planes los compartió en una plática que tuvo con el programa ‘Ventaneando’, en donde detalló que no le dejará ningún bien a sus hijos, pues, asegura, ellos ya tienen su vida resuelta.

“Mi Andresito tiene su vida en Miami y no viene a México, Leonardo tiene sus departamentos y sus propiedades y no necesita que yo le dé nada, al contrario, le cuesta trabajo cuidar las propiedades que él tiene. Yo quiero vender lo que me queda y ya”, compartió el protagonista de ‘Pedro Navajas’.

Las propiedades a las que hizo referencia son las conocidas como ‘El Castillo’, ‘La Laguna’, ‘El Bosque’ y la de Pie de la Cuesta, ubicada en las playas de Acapulco y que es donde vive actualmente.

Aunque para las tres primeras no pondrá mayores condiciones para concretar su venta, para la cuarta sí, pues solo se la venderá a quien le permita pasar sus últimos años de vida ahí, pues por cuestiones de salud ya no puede radicar lejos del mar.

Una vez que muera, que él espera sea en unos cinco años, la casa pasaría a manos de quienes la compraron para habitarla, para tenerla como hogar de fin de semana o para derribarla.

¿Cómo es la casa de Acapulco?

La residencia, cuyo valor rondaría los $5 millones de dólares y es conocida como ‘El Paraíso’, fue construida en tres pisos y destaca por su fachada en tonos naranja.

Ese inmueble es tan especial para él que, incluso, añora que sus cenizas sean esparcidas en su playa privada, tal y como sucedió con las de sus padres.

Aunque su vivienda cuenta con una ubicación privilegiada, el estar tan cerca del océano le ha ocasionado más de un dolor de cabeza, tal y como sucedió en el año de 2015, cuando el fenómeno de mar de fondo desapareció su playa y dañó parte de su exclusiva mansión.

La piscina, estilo resort, es, sin lugar a dudas, uno de sus sitios favoritos, pues no solo recurre a ella para sus terapias, sino que también para refrescarse cuando el clima así lo amerita.

Junto a la piscina tiene unas acogedoras hamacas y una zona de bar, en donde suele pasar demasiado tiempo en compañía de sus distinguidos invitados.

También tiene una muy linda palapa, en la que goza de una mesa de exterior con cómodas sillas y de una envidiable vista del panorama.

Sigue leyendo:

Conoce por dentro la casa más cara y grande de North Dallas, que no tiene ni una habitación

Chris Hemsworth y Elsa Pataky pedirán una millonada por su inmensa mansión en Australia

Ibrahim, hermano de Osama bin Laden, vende su mansión abandonada de Bel-Air

Conoce por dentro la mansión de los $83 millones, la más cara del oeste de Los Ángeles