CJ Bostic, la primera azafata afroamericana de Southwest Airlines, murió a los 73 años

CJ Bostic fue la primera azafata negra de Southwest Airlines y empezó a trabajar allí un año después de que la aerolínea con sede en Dallas iniciara su servicio

Bostic, la primera azafata negra de Southwest Airlines falleció el lunes, cuatro años después de que se le diagnosticara cáncer.
Bostic, la primera azafata negra de Southwest Airlines falleció el lunes, cuatro años después de que se le diagnosticara cáncer.
Foto: JIM WATSON / AFP / Getty Images

CJ Bostic, la primera azafata afroamericana de Southwest Airlines, falleció el lunes a los 73 años, cuatro años después de que se le diagnosticara cáncer. Fue contratada durante el primer año de operaciones de la aerolínea.

Bostic estaba en la tercera clase de formación de auxiliares de vuelo cuando se convirtió en la primera auxiliar de vuelo negra de la aerolínea en 1972, poco menos de un año después del vuelo inaugural de la compañía.

“CJ ha sido nada menos que un icono en Southwest Airlines, y la dedicación que demostró en el campo de los auxiliares de vuelo fue motivadora para todos nosotros”, dijo Sonya LaCore, vicepresidenta de operaciones a bordo de Southwest Airlines.

Brown dijo que Bostic era muy conocida entre los miembros de la tripulación a lo largo de sus 49 años de carrera, y que a menudo se le acercaban otros auxiliares de vuelo que querían tomarse una foto con ella. Durante los primeros años de Southwest, Bostic fue llamada con frecuencia para dirigir la formación de los reclutas.

Como primera azafata afroamericana de la aerolínea, Bostic se enfrentó a una gran cantidad de comentarios racistas por parte de los pasajeros, pero siempre parecía encogerse de hombros, según Brown. Bostic admitió haber abierto camino, pero nunca le dio importancia. 

“Todos somos mejores porque CJ compartió su vida con Southwest Airlines, y todos la recordaremos y echaremos de menos”. 

Sonya LaCore, VP de operaciones, Southwest Airlines

La azafata modelo

Bostic nació el 12 de abril de 1948 en Lockhart, Texas, y vivió su juventud como hija de un veterano de carrera de las Fuerzas Aéreas que viajaba por todo el país. Según declaró a la revista de vuelo de Southwest Airlines en 2016, asistió a la universidad en Nueva Jersey y posteriormente trabajó como modelo para Neiman Marcus y Rothschild’s.

Cuando Bostic tenía 23 años, estaba en Lockhart visitando a su tía cuando se enteró de que Southwest buscaba auxiliares de vuelo. A partir de abril de 1972, menos de un año después del vuelo inaugural de Southwest, Bostic fue miembro de la tercera clase de auxiliares de vuelo.

El periódico Dallas Morning News informó de que Bostic realizó su último vuelo en mayo de 2020, justo cuando la pandemia de COVID-19 estaba ganando terreno. Dos años antes, le habían diagnosticado un mieloma, un cáncer de células plasmáticas. 

Su intención era volver a volar y seguir trabajando como azafata, pero la pandemia y su diagnóstico le dificultaron retomar su trabajo en la cabina. 

Bostic, la primera azafata negra de Southwest Airlines falleció el lunes, cuatro años después de que se le diagnosticara cáncer. Foto: Southwest Magazine, Junio 2016

“Fue amiga y mentora de cientos de sus colegas a lo largo de los años, y atesoraba servir a los pasajeros de Southwest con su espíritu de calidez y diversión”, dijo Lacore.

A CJ le encantaba ser auxiliar de vuelo de Southwest, y su primer premio en la aerolínea fue el de Azafata del Mes en 1973. 

“Desde entonces, ganó innumerables premios y reconocimientos a lo largo de su carrera y se convirtió en una leyenda muy querida en toda nuestra Compañía”. 

A Bostic le sobreviven su padre, su hermano y su hermana. 

Te podrá interesar: