Por qué para los nuevos inmigrantes indocumentados es más difícil quedarse en Estados Unidos

Las políticas migratorias del Gobierno del presidente Joe Biden son más amigables con inmigrantes indocumentados, pero no para todos, sino para aquellos con varios años de estancia en el país, ¿qué opciones tendrían quienes recién llegan a EE.UU.?

ICE debe seguir nuevas órdenes de un juez de Ohio sobre prioridades de deportación.
ICE debe seguir nuevas órdenes de un juez de Ohio sobre prioridades de deportación.
Foto: ICE

Aunque el Gobierno del presidente Joe Biden tiene una política más amigable con los inmigrantes indocumentados, sus programas aplican llegaron al país antes del 1 noviembre del 2020, por lo que los no ciudadanos de nuevos ingresos al país podrían enfrentar un camino más complicado para quedarse en Estados Unidos.

Eso no significa que un indocumentado de recién ingreso no pueda tener alguna opción de estancia, incluso legal, si es que tiene un caso válido de asilo o un familiar que pueda patrocinarlo para una ‘green card’.

Algunos inmigrantes de ciertos países, como Honduras o El Salvador, piensan que pueden tener la acceso al programa del Estatus de Protección Temporal (TPS), pero eso aplica para ciertas personas de ingreso específico al país. Por ejemplo, para los originarios de El Salvador aplicaría a quienes tienen presencia permanente desde 2001.

Jaime Barrón, un abogado de inmigración de Texas, dijo a Univision que los indocumentados tienen un camino realmente estrecho para lograr un beneficio migratorio.

Hizo referencia a un posible caso de asilo o ser solicitado por la pareja estadounidense del inmigrante –si es el caso–, pero en realidad hay pocas opciones, sobre todo porque estos extranjeros deben mostrar pruebas de la condición que afirman enfrentar.

El experto agregó que la mejor opción es hablar de inmediato con un abogado, quien revisaría el caso y podría determinar las opciones.

“Revisar su caso, revisar las opciones legales disponibles y averiguar si tiene derechos de permanencia en Estados Unidos. Pero son casos difíciles que deben manejarse con cuidado”, reconoció el experto.

Las actuales prioridades de deportaciones de la oficina de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) no facilitan el ingreso de cualquier indocumentado, pues aunque los agentes se enfoquen en inmigrantes con récord criminal o representen un peligro para la seguridad pública o nacional, si ingresaron después de noviembre del 2020, son objetivo inmediato de procesos de deportación.

El abogado Nelson Castillo ha explicado en varias ocasiones a este diario que la mejor opción para todo indocumentado es buscar un abogado y cada año revisar su situación, como una especie de escaneo legal, para explorar sus opciones.

Todo inmigrante indocumentado debería de constantemente tener una asesoría legal migratoria, personalizada, para determinar su pasado, su presente, y cómo la legislación actual les afecta”, advirtió el abogado.

Una reciente decisión de un juez de Ohio obliga a ICE procesar a indocumentados con órdes de deportación.