Breves de Latinoamérica y el mundo

Al menos 25 personas fallecieron ayer en Siria, la mayoría en los bastiones opositores de Idleb (norte) y Homs (centro), en nuevos ataques de las fuerzas leales al régimen de Bachar al Asad contra los civiles, según un grupo opositor.

Los Comités de Coordinación Local denunciaron en un comunicado que el incidente más sangriento se produjo en Idleb, donde las fuerzas se seguridad atacaron un autobús y mataron a nueve de los pasajeros.

Una serie de ataques y explosiones sacudió ayer la ciudad iraquí de Ramadi, al oeste de Bagdad, causando la muerte de 12 personas, entre ellas seis policías, y heridas a otras 32, informó una fuente policial.

La fuente explicó que cinco explosiones, una de ellas perpetrada por un terrorista suicida, tuvieron lugar de forma consecutiva en diferentes partes de esta ciudad, capital de la provincia de mayoría suní de Al Anbar.

El Mando de las Fuerzas de Defensa Espacial de Rusia (FDER) supone que los restos de la estación interplanetaria rusa Fobos-Grunt, que no se quemaron en las capas densas de la atmósfera, cayeron ayer en el océano Pacífico.

“De acuerdo a los cálculos del Centro General de Investigación de la Situación Espacial de las FDER, la caída de los fragmentos del aparato Fobos-Grunt debió haberse producido a las 9:45 de la noche, hora de Moscú (5:45 de la tarde, hora del meridiano de Grenwich) en las aguas del océano Pacífico”, dijo el coronel Alexéi Zolotujin, portavoz de esas fuerzas, citado por la agencia rusa Interfax.