Incertidumbre pese a fotos

Parecen ser insuficientes para desvanecer las dudas sobre la veracidad de las informaciones
Incertidumbre pese a fotos
El vicepresidente, Nicolás Maduro, sosteniendo una fotografía en visita a un mercado popular, en Caracas.
Foto: EFE

CARACAS, Venezuela.— La aparición de un sonriente Hugo Chávez en fotografías desde su lecho de enfermo llenó de regocijo a sus seguidores, pero esas imágenes parece que fueron insuficientes para desvanecer las dudas sobre la veracidad de las informaciones suministradas respecto al estado de salud del gobernante o acallar el pedido de enviar una junta médica a La Habana para determinar su real condición.

Algunos analistas consideraron ayer sábado que la difusión de cuatro fotos el viernes fue una apuesta riesgosa para mostrar que el mandatario está vivo y que podría servir para comenzar a anunciar que estaría en puertas una transición hacia un gobierno sin Chávez.

En las fotografías el gobernante aparece acostado mientras lee el diario cubano Granma del 14 de febrero acompañado de sus hijas Rosa Virginia y María Gabriela. El ministro de Comunicación e Información, Ernesto Villegas, antes de que se mostrasen las fotos dijo que Chávez sigue presentando “cierto grado de insuficiencia respiratoria”, y que respira a través de una “cánula traqueal” que le dificulta temporalmente el habla.

“Hay dos lecturas de las fotos, una que puede transmitir tranquilidad a seguidores al ver que está vivo y hay otra lectura que es muy contradictoria para los que piensan un poquito y es que el ministro dijo que Chávez tiene una cánula en la tráquea, que no le permite hablar y en la imagen esta no aparece, lo que hace sentir claramente que hay algo artificial allí”, dijo a la prensa Tulio Hernández, analista de imagen publicitaria, sociólogo y profesor de la Universidad Central de Venezuela.