Agencias del gobierno cerraron por un día

Gobierno debe ahorrar $85,000 millones antes del mes de octubre
Agencias del gobierno cerraron por un día
Los 90,000 empleados del Servicio de Rentas Internas tendrán hasta 5 días sin sueldo en el año.
Foto: EFE

WASHINGTON D.C.— Unos 115,000 funcionarios públicos de Estados Unidos se tomaron ayer el día libre, aunque forzosamente y sin sueldo, como parte de los recortes de gastos que el Gobierno debe hacer para ahorrar 85,000 millones de dólares antes de octubre.

Al menos cuatro agencias federales, incluido el controvertido Servicio de Rentas Internas, no abrieron ayer por esa medida, que afecta aproximadamente el 5 % de los empleados del gobierno federal.

Es la primera vez que algo así ocurre desde que el pasado 1 de marzo entraron en vigor los recortes automáticos en el presupuesto estadounidense.

El Servicio de Rentas Internas (IRS por su sigla en inglés), la Agencia de Protección Ambiental (EPA), la Oficina de Gestión de Presupuesto (OMB) y el Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano (HUD) otorgaron la licencia no remunerada a la casi totalidad de sus empleados, que no deberán volver al trabajo hasta el martes, pues el próximo lunes es festivo.

Los departamentos de Trabajo y de Interior, por el contrario, han otorgado licencias sin sueldo solo a algunos de sus empleados y han preferido distribuir los permisos obligatorios a lo largo de semanas y meses, otorgándolos por turno a diferentes empleados.

Estas medidas resultan del desacuerdo entre la Casa Blanca y el Congreso para resolver el abultado déficit fiscal, de más de 1 billón de dólares anuales, mediante una combinación de reducción de gastos y aumento de ingresos.

Una encuesta reciente del diario The Washington Post y la cadena ABC News de televisión mostró que casi cuatro de cada diez personas en el país han sido perjudicadas por los recortes de gastos.

Según la misma encuesta, el 59 % de los demócratas, el 54 % de los republicanos y el 58 % de los votantes independientes se oponen a estos mecanismos de reducción indiscriminada de los gastos del gobierno.

El IRS, envuelto en una polémica por denuncias de que acosó a grupos conservadores que solicitaron exenciones impositivas estipuladas por ley, indicó que casi todos sus 90,000 empleados tendrán al menos cinco días de licencia sin sueldo antes del 30 de agosto.

Para algunos legisladores conservadores la ocasión merece celebración.

“Cuantos más días esté cerrado el Servicio de Rentas Internas mejor estará nuestra economía”, dijo al diario Politico el representante republicano Steve Scalise.

La reputación de la Hacienda federal estadounidense se ha visto seriamente dañada como resultado de las revelaciones de que aplicó un excesivo celo en la tramitación de las solicitudes de exención fiscal presentadas por grupos conservadores y organizaciones críticas con el Gobierno de Barack Obama.

La directora de la unidad sobre la que recaen las denuncias, Lois Lerner, fue el jueves separada del servicio tras negarse a responder a las preguntas de los congresistas que investigan el caso.

Previamente, el Gobierno había forzado la dimisión del comisario interino del IRS, Steven T. Miller, y nombrado como responsable provisional a Danny Werfel.

La oposición republicana reaccionó con sarcasmo al anuncio del cierre temporal de ésta y otras agencias federales.

“Pienso que China no estará contenta porque la Agencia de Protección Ambiental cierre este viernes”, dijo el representante republicano Scalise.

“Eso significa que nos quitarán menos empleos”, añadió.

Los sectores conservadores en EE.UU. critican que las regulaciones para prevenir la contaminación medioambiental empujan a las compañías a llevar sus empleos a otros países, como China, donde no existen tantos controles.

Más de 830,000 empleados del Gobierno Federal han recibido ya notificación de que tendrán permisos sin sueldos, de duración variada, debido a los recortes automáticos de gastos.

El Pentágono logró recortar de 22 a 14 y luego a 11 días los períodos que sus empleados tendrán estas licencias que no han solicitado y por las cuales no se les pagarán sus sueldos.

Los 650.000 empleados civiles del Pentágono empezarán sus licencias a partir del 8 de julio, pero el Departamento de Defensa no cerrará sus oficinas por un día entero como han hecho la agencia de impuestos o la del ambiente.

En cambio, los empleados del Pentágono tendrán días separados de licencia de sueldo, y un “fin de semana” largo, de cinco días, combinado con el festivo nacional del 4 de julio, Día de la Independencia. EFE