Panamá envía a EEUU a ex agente de la CIA

Debe condena en Italia por secuestro de un supuesto terrorista
Panamá envía a EEUU a ex agente de la CIA
El clérigo y presunto terrorista egipcio Osama Hassan Mustafa Nasr, conocido como Abu Omar, quien supuestamente fue secuestrado.
Foto: AP

CIUDAD DE PANAMA, Panamá.— El ex funcionario de la CIA hallado culpable de secuestrar a un presunto terrorista egipcio en 2003 fue enviado a Estados Unidos en lugar de a Italia, país que lo requería para que cumpliera su sentencia en prisión por su papel en el tristemente célebre programa antiterrorismo conocido como “Entrega Extraordinaria”, informó ayer el Departamento de Estado norteamericano.

Italia y la Interpol habían solicitado el arresto de Robert Seldon Lady, detenido esta semana después de que ingresó a Panamá e intentó infructuosamente cruzar la frontera hacia Costa Rica. Luego de apenas dos días bajo arresto, el ex jefe de la CIA en Milán fue subido a un avión rumbo a Estados Unidos desde Panamá, país que es aliado cercano de las autoridades estadounidenses y que no ofreció explicaciones sobre la decisión.

“Tengo entendido que él de hecho va camino a Estados Unidos o de regreso a Estados Unidos”, dijo Marie Harf, vocera del Departamento de Estado, a los reporteros en Washington, pero se negó a ofrecer más detalles sobre el caso.

Lady, de 59 años y nacido en Honduras, salió de Italia poco después de que comenzó la investigación en torno al secuestro. También se retiró de la CIA.

Un tribunal italiano lo sentenció en ausencia en 2009.

El viceministro italiano del Exterior, Lapo Pistelli, dijo en un comunicado que Italia “reconoce” la decisión de Panamá, sin añadir nada más sobre el caso. Ambos países no tienen un tratado de extradición entre sí, dijeron diplomáticos italianos, pero Panamá tenía la libertad de enviar a Lady a Italia si así lo hubiera deseado.

“Resulta increíble que este momento de esperanza para que hubiera alguna rendición de cuentas se haya echado a perder con tal rapidez”, dijo Katherine Gallagher, principal asesora legal del Centro por los Derechos Constitucionales, con sede en Nueva York, que ha luchado contra prácticas de las autoridades estadounidenses como la entrega extraordinaria y la detención de supuestos terroristas en la prisión naval en Guantánamo.

Gallagher dijo que los intentos de las autoridades estadounidenses por ayudar a Lady a evadir el castigo en Italia han expuesto al Gobierno de Barack Obama a recibir acusaciones de hipocresía si se tiene en cuenta la presión que ha aplicado Estados Unidos por el regreso de Edward Snowden, ex analista de la Agencia de Seguridad Nacional que filtró información secreta sin permiso, para que enfrente un juicio.

Los intentos por llevar a Snowden de vuelta a Estados Unidos han incluido una presión internacional a fin de persuadir a varios países a no otorgarle asilo, o ni siquiera dejarlo cruzar espacio aéreo rumbo a otro país que le permita burlar al sistema de justicia estadounidense.

“Vemos aquí todo un doble rasero. Estados Unidos dice que es muy importante que Snowden enfrente cargos en territorio estadounidense, donde existe un gran debate sobre la legitimidad de las acusaciones que enfrenta, lo que se contrapone al caso de Lady, donde existe una declaración de culpabilidad por tortura, un delito reconocido universalmente”, dijo Gallagher.