Sugerencias financieras para cualquier ocasión

Sugerencias financieras para cualquier ocasión
Los embates de la naturaleza, como inundaciones e incendios, se pueden presentar en cualquier momento.
Foto: AP

1. Si un ciclón, un terremoto u otro desastre natural causa destrozos en tu casa, puedes deducir de tus impuestos algunos daños no asegurados. Puedes reclamar esa deducción si tu pérdida no asegurada, menos $100, excede el 10% de tu ingreso bruto ajustado. En caso de que hagas ese tipo de reclamos, asesórate antes con la persona que te prepara tu declaración de impuestos.

2. Tú puedes conseguir tu reporte de crédito sin tener que pagar un centavo. El crédito es todo: de él depende nuestro futuro financiero y la posibilidad de adquirir bienes como una casa o un auto. Una vez al año, tú puedes pedir una copia gratis de tu reporte de crédito, ese informe que te ayudará a determinar tu estabilidad financiera y si alguien ha usado tu crédito de forma fraudulenta. Pídelo en http://www.annualcreditreport.com (tendrás que dar tu nombre, dirección, número de Seguro Social o ITIN y fecha de nacimiento). Si no te sientes seguro haciéndolo por Internet, llama gratis al 1-877-322-8228, o escribe a Annual Credit Report Request Service, P.O. Box 105281, Atlanta, GA 30348-5281 (firma la carta y envia un comprobante de tu domicilio actual).

3. Si estás a punto de retirarte? Entonces averigua qué por ciento de tu dinero en el 401(k) está puesto en acciones. Si tienes pérdidas grandes por problemas del mercado de acciones(aunque actualmente la Bolsa está en muy buen momento), puedes transferir todo o parte de tu 401(k) a inversiones menos arriesgadas donde las pérdidas son más controladas. En caso de que tu 401(k) tiene TODO tu dinero invertido en acciones, y tu nivel de tolerancia al riesgo no es muy alto, pudieras transferir una parte a otro tipo de inversión menos riesgosa, como cuentas de ahorro y CD’s, bonos de ahorro, letras y bonos del Tesoro, TIPS o Treasury Inflation-Protected Securities, fondos mutuos de Money Market o fondos de cobertura en moneda.

4. Nada más lógico que tomes todas las medidas necesarias para proteger tu negocio. En ese caso, estos son algunos pasos básicos:

Registra tu marca o nombre y abre una cuenta de banco para tu negocio.

Mantén los registros de tus ingresos y egresos.

Contacta tu oficina de impuestos local y pregunta si necesitas número de impuestos estatales o algún otro requisito de acuerdo con tu entidad legal.

Consulta con el IRS el calendario a seguir para declarar tus impuestos, y con tu oficina local de asuntos del consumidor si necesitas obtener alguna licencia o permiso para operar tu negocio.

Mantén siempre las opciones de entidades legales abiertas, aunque al principio seas propietario único; si tu negocio crece, podrías necesitar cambiar de constitución.

Consulta con tu oficina local de Administración de Pequeños Negocios (SBA) http://www.sba.gov.