Uno de los ‘Dreamers 25’ en México es de Houston

La familia de Torres y un grupo de manifestantes se presentaron el lunes 14 de octubre a la Oficina de Asilo de Houston para pedir que Edgar, de 21 años, sea liberado junto con sus compañeros del Centro de Procesamiento de ICE (Inmigración y Aduanas) en el Paso, Texas.
La familia de Torres y un grupo de manifestantes se presentaron el lunes 14 de octubre a la Oficina de Asilo de Houston para pedir que Edgar, de 21 años, sea liberado junto con sus compañeros del Centro de Procesamiento de ICE (Inmigración y Aduanas) en el Paso, Texas.
Foto: Gustavo Rangel / RUMBO

Entre los 25 jóvenes que hace dos semanas cruzaron la frontera en Laredo, Texas para pedir readmisión a los Estados Unidos se encuentra Edgar Torres, un joven que pasó la mayor parte de su niñez y juventud en Houston.

La familia de Torres y un grupo de manifestantes se presentaron el lunes 14 de octubre a la Oficina de Asilo de Houston para pedir que Edgar, de 21 años, sea liberado junto con sus compañeros del Centro de Procesamiento de ICE (Inmigración y Aduanas) en el Paso, Texas. El joven lleva más de una semana tratando de procesar su caso de asilo por ‘miedo creíble’.

La madre de Edgar, Rosario Torres, le contó a RUMBO que su hijo lleva tres años viviendo en Monterrey, Nuevo León, México. Edgar fue deportado por haberse visto involucrado en una pelea con un compañero.

“Fue una cosa muy tonta la que le sucedió a mi hijo. Edgar trabajaba en un McDonald´s mientras que estaba estudiando en la preparatoria. Y como ya se iba a graduar, estaba recaudando fondos vendiendo chocolates para su escuela. Una persona no le quiso pagar por algunos chocolates y se agarraron a golpes”, contó Rosario.

“Se le llamo a la policía, a mi hijo lo arrestaron y tres días después ya estaba en proceso de deportación. Así de rápido nos voltearon el mundo al revés. Desde hace tres años nuestra familia no ha sido igual”, agregó la mama.

Según Rosario, su hijo vive en México con el temor de ser secuestrado o atacado todos los días si se llega a dar cuenta a ciertas personas que tiene familia en los Estados Unidos. Los familiares con los que vive en Monterrey, le han advertido a Edgar que tenga mucho cuidado de no decir que tiene familia en Houston porque se expone a ser secuestrado.

Los últimos tres años para Edgar han sido una verdadera pesadilla. A pesar de que logró conseguir un trabajo, él no ha podido ver a su familia porque no se le ha permitido adquirir una visa de turista o estudiante y su familia no puede cruzar a México.

“Somos otra familia rota por las deportaciones que se ha quedado sin alternativas y que está buscando de forma desesperada estar unida otra vez”, dijo Rosario.

Los familiares de los jóvenes autodenominados ‘Dream25’ tienen historias similares ya que la mayoría de ellos vivieron la mayor parte de su niñez en los Estados Unidos y ahora buscan la manera de reunirse con sus familias.

“En México a pesar de que son mexicanos estos ‘Dreamers’ batallan para asimilarse en un país que desconocen y están expuestos a la violencia. Algunos de ellos están prácticamente solos en México porque su inmediata familia se encuentra en los Estados Unidos. La vida de ellos no está en México, está aquí con sus seres queridos”, comentó Orlando Lara, miembro de La Alianza de Jóvenes Indocumentados de Texas (LATUYA) en Houston.

‘Dreamers’ de los estados de California, Arizona, Carolina del Norte, Alabama, Ohio y Texas se encuentran detenidos y están siendo apoyados por la organización de La Alianza Nacional de Jóvenes Inmigrantes (NIYA).

No se sabe con certeza cuanto tiempo seguirán detenidos los ‘Dreamers’ o si se le otorgará el asilo que han solicitado, pero Rosario y las organizaciones cívicas de Houston no dejarán de seguir luchando por todas las familias que han sido separadas por las leyes migratorias de este país.

“Es importante que se involucre la comunidad inmigrante en esta causa porque estos ‘Dreamers’ podrían ser sus familiares. Todos los que estamos ilegalmente en este país estamos expuestos a una separación abrupta”, explicó Martina Grifaldo, directora de la Alianza Mexicana en Houston.

“Estos ‘Dreamers’ que siguen detenidos ya dieron un paso importante al ser entrevistados. Ahora esperamos que les den la libertad y puedan regresar a casa con sus familiares”, concluyó Lara, miembro de La Alianza de Jóvenes Indocumentados de Texas.

Para apoyar a los ‘Dreamers’, la NIYA ha puesto disponible una petición para pedir la liberación de los jóvenes en el sitio web http://action.dreamactivist.org/bringthemhome o en la página de Facebook: : https://www.facebook.com/ NationalImmigrantYouthAlliance.