Lakers y Warriors, ¿en qué momento se invirtieron los papeles?

El partido de este martes en el Staples Center invita a repasar los caminos opuestos que tomaron las franquicias en años recientes
Lakers y Warriors, ¿en qué momento se invirtieron los papeles?
Kobe Bryant y Stephen Curry en 2010. Ese año, los Warriors terminaron a 31 juegos de distancia de los Lakers, que fueron campeones de la NBA.
Foto: Getty Images

No hace mucho tiempo, las cosas eran completamente al revés: los Lakers eran el equipo sensación de la NBA y los Warriors el hazmerreír.

Este martes, cuando ambas escuadras se enfrenten en el Staples Center, Los Ángeles (8-27) saltará a la duela arrastrando el peor arranque de temporada de su historia para encarar a Golden State (31-2), el gran campeón en un primer tercio de campaña para los libros de récords.

LEE TAMBIÉN: El gigante de 2.21 metros que quiere romper el prejuicio del “fenómeno” en la NBA

El espejo retrovisor nos lleva a ver las temporadas 2009-10 y 2010-11 en las que los Lakers ganaron espalda con espalda el título de la NBA. Mientras eso sucedía en Los Ángeles, los Warriors estaban perdidos en la mediocridad de una franquicia que no llegaba a los playoffs y que mucho menos estaba en el radar de aquellos a los que les gusta predecir el éxito de los equipos.

Fue precisamente en los momentos en que Kobe Bryant abrazaba sus últimos dos trofeos de campeón con los Lakers que la historia de los Warriors empezó a cambiar con la llegada de un joven de 21 años, relativamente bajo de estatura y sin mucho reconocimiento en su carrera universitaria.

Stephen Curry, el Jugador Más Valioso de la temporada pasada y mayor candidato a obtener la misma distinción en el actual certamen, se convirtió en el catalizador que aceleró el cambio de rumbo para Golden State.

Nunca he estado cerca de un jugador como Stephen”, dijo en una entrevista reciente para CBSSports.com Jerry West, quien fue un legendario jugador, además de entrenador y gerente general de los Lakers y que en la actualidad trabaja como asesor de los Warriors.

“No solamente por su forma de trabajar, de entrenar y de jugar, sino porque es la persona más centrada que me haya tocado conocer siendo la gran estrella que es. Siempre he dicho que Stephen es un mucho mejor ser humano que jugador de básquetbol”, comentó West.

Nadie lo quería

La historia de Curry es la de un jugador que por su baja estatura tuvo problemas para recibir una oportunidad en el baloncesto universitario.

Fue con la modesta Universidad de Davidson con la que Curry pudo mostrarse en la duela, pero aún así pocos expertos pensaban que el joven de 6-1 pies de estatura y apenas 160 libras de peso podría convertirse en la clase de estrella que es hoy en día.

En el Draft de la NBA de 2009, los Warriors decidieron apostar por Curry como su primera selección (la séptima global del Draft), decisión que obviamente resultó acertada y que le ha redituado al equipo de la Bahía enormes ganancias.

Yo vi en Stephen a un superestrella, a un gran jugador con gran pasión por el juego y una tremenda ética de trabajo”, dijo Mark Jackson, quien fungió como entrenador de los Warriors entre 2011 y 2014.

ENTÉRATE: Kobe se lleva un pedazo de la catedral del basquetbol y luego vence a Boston

Fue precisamente bajo el mando de Jackson que Golden State comenzó a formarse como un equipo ganador. Dos años después del arribo de Curry a Oakland, llegó el prolífico guardia tirador Klay Thompson, escogido en el Draft de 2011 (selección global 11).

En la temporada 2013-14, Curry y Thompson impusieron un récord en la NBA al combinarse para encestar 484 tiros de tres puntos y así ganarse el apodo de los “Splash Brothers”.

Y ya con dos grandes encestadores, Golden State obtuvo en 2012 al versátil delantero de poder Draymond Green, seleccionado en el lugar 35 del Draft de 2012. Los Warriors percibieron en Green algo que muchos otros equipos habían dejado pasar.

El declive Laker

Con Curry, Thompson y Green en la duela, los Warriors se han convertido en uno de los grandes espectáculos deportivos en el país y muchos ya los comparan con los famosos Lakers de los 80’s y 90’s, los Lakers del “Showtime”.

“Tal vez sea un poco temprano para hacer ese tipo de comparaciones”, dijo el entrenador de los Lakers, Byron Scott. “Los Warriors ganaron un campeonato la temporada pasada, están teniendo un tremendo arranque esta campaña y eso inevitablemente hace que ya se les compare con grandes equipos del pasado”.

Y mientras los Warriors fueron creciendoel equipo de moda en la NBA, ganando 47 juegos en la temporada 2012-13, 51 en 2013-14 y 67 en 2014-15, los Lakers fueron deslizándose esos mismos torneos de 45 juegos ganados, a 27  y luego a 21. El declive de Kobe Bryant por las lesiones, los infortunios en el tema de contrataciones (por ejemplo, el fiasco de Dwight Howard) y el pésimo empleo y eventual salida de Pau Gasol, sin duda que se han reflejado.

NO TE LO PIERDAS: Jugador de los Knicks de Nueva York recibe un balazo

Por supuesto, no se pueden pasar por alto los tumbos de una directiva fracturada a la hora de contratar entrenadores a partir de que Phil Jackson dejó el banquillo de Los Ángeles en 2011. Esa directiva perdió el rumbo tras la muerte del patriarca Jerry Buss a principios de 2013.

Sentidos opuestos

Los números muestran el alza de los Warriors desde que Stephen Curry llegó al equipo en 2009 y la baja de los Lakers desde que ganaron su último campeonato.

Lakers

Temporada     JG   JP

2009-10           57   25
(Ganaron el título de la NBA)

2010-11           57   25

2011-12         41    25

2012-13         45     37

2013-14          27   55

2014-15         21     61

2015-16           8     27

Warriors

Temporada   JG   JP

2009-10        26   56

2010-11       36     46

2011- 12     23       43

2012-13       47       35

2013-14     51       31

2014-15     67       15
(Ganaron el título de la NBA)

2015-16     31     2

Para ver

Warriors vs. Lakers

Dónde: Staples Center

Hora: 7:30 p.m. PT

Televisión: Time Warner Cable

TE RECOMENDAMOS

Brook López es nombrado el Jugador de la Semana

Fanático de los Lakers encesta desde media cancha y se lleva 95 mil dólares

El lindo gesto de Messi: se entrenó rodeado de niños y luego visitó un hospital