Operación ‘Dual Force’ confisca más de cien armas peligrosas

Operación ‘Dual Force’ confisca más de cien armas peligrosas
Algunas de las armas confiscadas por la operacion, Aurelia Ventura/La Opinion
Foto: Aurelia Ventura / Impremedia/La Opinion

No todos los californianos tienen el derecho a portar armas de fuego. Bajo esta categoría están incluidas aquellas personas cuyas condiciones de libertad condicional así lo estipulan, personas con órdenes de restricción, aquellos con desafíos y enfermedades mentales, o personas con antecedentes criminales o de violencia doméstica, entre otras.

El martes por la mañana, en rueda de prensa, el Fiscal general Xavier Becerra, junto al Sheriff Jim McDonnell anunciaron que la Operación Fuerza Dual (Dual Force), un esfuerzo conjunto para incautar armas de fuego y municiones había cerrado con éxito 227 casos de individuos que poseían ilegalmente dichas armas.

“California es el primero y único estado con un sistema para rastrear individuos que perdieron su derecho a portar armas”, explicó Becerra. La base de datos, conocida como Sistema de personas que tienen prohibido tener armas, o APPS (“Armed Prohibited Persons System”) es una larga lista de de 10,226  individuos, a la que diariamente se le suman entre 60 y 100 nuevos nombres.

Pero a pesar de la larga lista de individuos, McDonnell y Becerra aseguraron que la base datos era históricamente baja y que se habían hecho grandes progresos, a pesar de las dificultades asociadas con la tarea. La date de basos de 10,226 individuos es la más baja desde enero de 2008.

“Estas no son simplemente armas de defensa, sino armas militares, que pueden disparar rápidamente, y son muy peligrosas”, indicó Samuel Richardson, agente especial del Departamento de Justicia de California, mostrando la pila de armas confiscadas, entre las que se encontraban AK-47 y otro armamento militar.

McDonnell citó ejemplos del tipo de individuos a quienes les fueron confiscadas las armas, entre ellos, el de un exconvicto que se encontraba en libertad condicional por pornografía infantil, que se mudaba de hotel en hotel para no ser encontrado y quien tenía escondidas dos armas en un depósito. Otro ejemplo fue el de un miembro de un grupo supremacista blanco, que también se encontraba en libertad condicional y tenía un rifle estilo militar, dos pistolas y alrededor de 2,000 municiones. Otro de los casos fue el de un individuo con desafíos mentales, que usaba metanfetaminas y ya había amenazado a sus  vecinos.

Becerra mencionó que eventualmente busca trabajar en conjunto con los legisladores estatales, para poder confiscar las armas de aquellos que perdieron su derecho, antes de que salgan de prisión, o incluso, antes de cumplir su sentencia, para evitar que la base de datos siga creciendo.

Desde 2013, las autoridades han logrado confiscar 18,000 armas de personas que perdieron su derecho a poseerlas. La operación Dual Force está programada hasta diciembre de este año, pero existe la posibilidad de que se extienda este programa de manera permanente.

Resultados de la operación ‘Dual Force’

Desde junio de este año, el programa conjunto logró:

  • 227 casos cerrados de personas que tienen prohibido portar armas.
  • 35 arrestos
  • 111 armas de fuego confiscadas: siete armas de asalto, 24 rifles, 56 pistolas de mano, 21 escopetas
  • 27,647 rondas de municiones, 50 cargadores de alta capacidad y 106 cargadores de capacidad estándar