Proponen crédito federal para viajar de hasta $24,000 dólares por hogar

El programa se extendería hasta 2022 para potenciar el turismo interno en Estados Unidos

La propuesta cubriría traslados, alojamiento y comida, entre otras.
La propuesta cubriría traslados, alojamiento y comida, entre otras.
Foto: EVA MARIE UZCATEGUI / AFP / Getty Images

La senadora republicana Martha McSally presentó el lunes una propuesta para incentivar el turismo doméstico hasta finales del año 2022. La
Ley de Programa de Incentivos y Reembolso de Impuestos de los Estados Unidos -o Ley Trip- daría cada año un crédito de impuestos de $8,000 dólares a quienes hagan declaraciones conjuntas ($4,000 para las individuales) más $500 dólares por cada menor dependiente en 2020, 2021 y 2022.

“Las industrias del turismo y la hostelería se encuentran entre los sectores más afectados en todo el país y su reactivación es fundamental para nuestra recuperación económica”, dijo McSally en un comunicado.

“Mi propuesta ayudará a impulsar los viajes nacionales y a arrancar el regreso a nuestros hoteles, sectores de entretenimiento, agencias de turismo locales. . . y alentar a los estadounidenses a salir de sus hogares de manera segura y descubrir o redescubrir Arizona junto con el resto de los increíbles destinos que nuestro país tiene para ofrecer después de varios meses difíciles atrapados en [espacios] interiores”.

Monto de crédito fiscal

  • Máximo de $4,000 dólares anuales a un solo contribuyente (hasta $12,000 entre 2020 y 2022).
  • Máximo de $8,000 dólares al año para parejas que hagan declaración conjunta (un total de $24,000 dólares en los tres años).
  • Máximo de $500 dólares por año para cada menor dependiente.
  • La cantidad es anual y si no se usa, se pierde. Es decir, quienes hacen la declaración conjunta pueden acceder hasta $8,000 dólares por año, pero lo que no utilice no se reserva para los siguientes ejercicios.
  • Viajes aptos en Estados Unidos y sus territorios

    • Viajes, gastos y destino final que estén a 50 millas o más de la residencia principal.
    • Viajes realizados entre el 31 de diciembre de 2019 y el 1 de enero de 2022. Es decir, se podrían desgravar las vacaciones disfrutadas antes de la pandemia.
    • Gastos que califican

      • Alimentos y bebidas, alojamiento, viajes, entretenimiento (incluidos eventos deportivos) y reembolso de millas por el uso de vehículo personal.
      • Comida y bebida, el entretenimiento en vivo y el transporte de quienes tengan una segunda vivienda pero “los gastos relacionados con la vivienda no calificarían (hipoteca, intereses, mantenimiento, etc.)”.