Jefe de Educación de California orienta abrir o cerrar escuelas según la cantidad de casos de COVID-19

Las declaraciones del funcionario siguen a las fuertes críticas que hizo Donald Trump al Distrito Escolar de Los Ángeles por ordenar que no se reabran las escuelas

Las escuelas no volverán a ser así, tras la pandemia de COVID-19.
Las escuelas no volverán a ser así, tras la pandemia de COVID-19.
Foto: Aurelia Ventura / Impremedia/La Opinión

El jefe de educación de California elogió a los dos distritos escolares más grandes del estado, los de Los Ángeles y San Diego, por la decisión de no reabrir las aulas este otoño en medio del fuerte incremento de casos de coronavirus en esos condados, pero dijo que las mismas reglas no tienen que aplicarse en los condados con bajas tasas de infección de COVID-19.

Con tres semanas para decidir si los alumnos de algunos distritos escolares de California regresarán a la escuela o continuarán la enseñanza virtual, el Superintendente de Instrucción Pública del Estado, Tony Thurmond, pidió “mucha precaución”, ya que muchos de los 1,000 distritos escolares de California finalizan sus planes para el nuevo período escolar, y están ya en el proceso de decidir si reabrir o no las escuelas.

En una conferencia virtual, Thurmond dijo el miércoles que las escuelas “deberían proceder con precaución. En muchos casos, se abrirá con la educación a distancia”. Sin embargo, agregó, no existe una plantilla única para reabrir las escuelas, y el aprendizaje en el aula todavía puede ocurrir en los condados o distritos donde se puede hacer de manera segura.

El Departamento de Educación de California publicó una guía detallada a principios de junio para la reapertura segura de las escuelas, antes de que el recuento de casos coronavirus en el estado estallara.

Hasta el momento, no se conoce si esa guía será modificada tras el sustancial aumento de nuevos casos de COVID-19 en Los Ángeles y en el estado.

Trump critica que LAUSD no abra las escuelas

El presidente Trump calificó la decisión de las escuelas de Los Ángeles de no reabrir los campus el próximo mes como un “error” durante una entrevista con CBS News el martes.

El segundo sistema escolar más grande del país continuará con el aprendizaje en línea hasta nuevo aviso, debido al empeoramiento del brote de coronavirus en Los Ángeles, había anunciado el lunes el superintendente Austin Beutner, de LAUSD.

Varios distritos escolares de California ya han decidido que no reabrirán las escuelas este otoño, entre ellos, San Diego, Long Beach y algunos en el norte de California. Long Beach anunció que las escuelas continuarán cerradas al menos hasta principios de octubre.

Trump ha estado presionando a las escuelas y universidades para que vuelvan a abrir a pesar de las preocupaciones de algunos funcionarios de salud de que no es seguro hacerlo.

Beutner dijo el lunes que el LAUSD no podía proteger la salud y la seguridad de aproximadamente medio millón de estudiantes de K-12 y 75,000 empleados.

“Déjenme ser claro como el cristal”, dijo Beutner en una entrevista con Los Angeles Times. “Todos sabemos que el mejor lugar para que los estudiantes aprendan es en un entorno escolar”.

Pero, dijo: “Vamos en la dirección equivocada. Y por mucho que queramos volver a las escuelas y que los estudiantes vuelvan a las escuelas, no podemos hacerlo hasta que sea seguro y apropiado “.

El superintendente pidió expresamente a los funcionarios del condado, estatales y federales que proporcionen liderazgo y fondos para las pruebas regulares de coronavirus y el rastreo de contactos y dijo que los distritos escolares necesitan una guía más clara sobre cuándo y cómo reabrir.

El gobernador de California Gavin Newsom y el superintendente de educación de California Tony Thurmond, elogiaron la decisión de continuar con las escuelas cerradas en Los Ángeles.

En California, la decisión de si se deben reabrir las escuelas durante la pandemia de coronavirus o no, y de cuándo y cómo hacerlo, se ha dejado en poder de los superintendentes de distritos escolares, con lineamientos generales de las autoridades de salud y educación.