¿Cómo saber si el pollo crudo se ha echado a perder?

Reconoce las señales de bacterias que indican que tu pollo se ha descompuesto

Refrigerar disminuye pero no detiene el crecimiento de bacterias en descomposición.
Refrigerar disminuye pero no detiene el crecimiento de bacterias en descomposición.
Foto: manfredrichter / Pixabay

Estas a punto de cocinar tu pollo refrigerado, te das cuenta de que esta justo en el límite con la fecha de caducidad y tienes dudas sobre si cocinarlo o no. Hay algunos indicadores que te dan las señales de que el pollo se ha echado a perder.

¿Por cuánto tiempo refrigerar el pollo?

El pollo en el refrigerador tiene un corto tiempo de vida, menor que la carne de cerdo o res. De acuerdo a foodsafety.gov el pollo no debe permanecer más de dos días en refrigeración, si no lo cocinarás en ese periodo es mejor congelarlo, así podrás conservarlo entero por 1 año, y por 9 meses si es en piezas.

Si hay una fecha de caducidad en la etiqueta del fabricante, puedes mantener las aves frescas en el refrigerador hasta esa fecha.

La fecha de caducidad de la etiqueta de la tienda no es una recomendación de almacenamiento para los consumidores, explica el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos. 

Señales de un pollo descompuesto

El alto número de bacterias de la descomposición pueden hacer que la carne o las aves de corral muestren los siguientes signos:

  • Se ponga de color oscuro.
  • Desarrolle un olor desagradable.
  • Tenga textura viscosa debido al alto número de bacterias.

El ligero olor agrio es causado por bacterias de descomposición que crecen aún a temperaturas de refrigeración, pero no son salmonella u otras bacterias que causan enfermedades.

Diferencia entre pollo echado a perder y pollo contaminado con bacterias que enferman

Hay dos tipos de familias de bacterias:

Bacterias patógenas. Causan enfermedades transmitidas por los alimentos.

Las bacterias patógenas pueden crecer rápidamente en la “Zona de peligro”, el rango de temperatura entre 40 ° F y 140 ° F (4.4 ° C y 60 ° C).

Generalmente no afectan el sabor, olor o apariencia de un alimento. Es difícil notar que las bacterias están presentes.

Bacterias del deterioro. Hacen que los alimentos se deterioren y desarrollen olores, sabores y texturas desagradables.

Pueden crecer a temperaturas frías, como en el refrigerador. Con el tiempo, hacen que los alimentos se desarrollen o tengan malos sabores y olores. La mayoría de las personas no elegirían cocinar y comer alimentos en mal estado, pero si lo hicieran, probablemente no se enfermarían, señala la USDA. 

Recomendaciones

Refrigera tu pollo a 40 ° F (4.4 ° C) esto disminuye (no detiene) el crecimiento de bacterias en descomposición y cocina en 1 o dos días.

Si no prepararás el pollo en ese periodo, es mejor congelar. Tu pollo crudo estará a salvo indefinidamente en el congelador, aunque la calidad será óptima si la consumes en un periodo menor a los 12 meses.

El pollo cocido puedes congelarlo y consumirlo en un periodo de hasta 4 meses; guisos o piezas cubiertas con caldo o salsa, 6 meses; y nuggets de pollo o empanadas, de 1 a 3 meses.

Evita comprar aves enteras frescas y crudas que hayan sido rellenas previamente. Los jugos de carne cruda que se mezclan con el relleno pueden causar el crecimiento de bacterias.

Las aves de corral enteras, crudas y congeladas que han sido previamente rellenas son seguras y deben cocinarse en su estado congelado; no lo descongeles primero.