El embajador Christopher Landau sabía desde 2019, de la investigación contra Salvador Cienfuegos

Afirmó que desde su primer día en México como embajador se enteró, pero tuvo que callar por reglas de confidencialidad del Gran Jurado

El embajador Christopher Landau sabía desde 2019, de la investigación contra Salvador Cienfuegos
Salvador Cienfuegos.
Foto: Agencia Reforma

MÉXICO – El embajador de Estados Unidos en México, Christopher Landau reveló que sabía de la acusación estadounidense contra el exsecretario mexicano de la Defensa Nacional, Salvador Cienfuegos, quien se encuentra detenido en una prisión de Los Angeles, California.

“Estaba al tanto de la acusación contra Cienfuegos desde el año pasado”, aseguró el embajador durante su participación en un seminario en línea, organizado por el Baker Institute, de la Universidad de Rice.

“Me enteré de ello el primer día que llegué a México como embajador y dije: ‘Dios mío. Ésto es una enorme bomba de tiempo que está haciendo tic-toc’. ¡Pero no podía ni siquiera discutirlo con mi agregado militar en la Embajada porque era información de un Gran Jurado!”, comentó Landau.

El diplomático estadounidense indicó que fue desde agosto de 2019, que sabia de las acusaciones de narcotráfico y lavado de dinero en contra del exgeneral mexicano, Salvador Cienfuegos.

De acuerdo al embajador Landau, tuvo que guardar silencio por la estricta regla de confidencialidad del Gran Jurado estadounidense, que presentó la acusación contra Cienfuegos ante la Corte Federal del Distrito Este de Nueva York.

Afirma que por esa medida lo obligaron a callar la información y no compartirla ni siquiera con sus colaboradores.

“Es muy difícil que los mexicanos confíen en nosotros cuando no saben lo que está sucediendo, con qué información contamos. Y es muy difícil para nosotros si no sabemos en qué grado podemos compartir esta información con nuestros colegas mexicanos”, expresó el embajador Landau.

El exsecretario de la Defensa Nacional fue detenido el pasado 15 de octubre, en el aeropuerto de Los Ángeles, California, acusado de narcotráfico y lavado de dinero.

Fue el propio embajador Christopher Landau, quién le dio la noticia de la detención del general Cienfuegos, al excanciller mexicano Marcelo Ebrard, que a su ves compartió la información en su cuenta de Twitter.

Dos días después, el presidente Andrés Manuel López Obrador criticó la intromisión en México de la Administración para el Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés), en el caso del general Cienfuegos.

El mandatario mexicano aseguró que las dependencias de Estados Unidos que intervienen en México les hace falta una autocrítica y análisis de su papel en el país, donde “operaban y entraban con toda libertad; “hacían lo que querían”, aseguró.

Es por que eso que López Obrador pidió a la DEA que informe del papel que ha jugado en México “porque ellos convivieron con Genaro García Luna, también detenido en EE.UU. por presuntos nexos con el narcotráfico, y con Cienfuegos”.

Salvador Cienfuegos fue secretario de la Defensa Nacional (Sedena) en el gobierno del entonces presidente Enrique Peña Nieto (2012-2018).