Franquiciatario afroamericano demanda a McDonald’s, asegura que hay “racismo sistémico” en la compañía

El afectado asegura que la empresa llevó a los propietarios afroamericanos a vecindarios de bajos ingresos que requerían más mantenimiento y eran menos rentables

Franquiciatario afroamericano demanda a McDonald’s, asegura que hay “racismo sistémico” en la compañía
Herbert asegura que la empresa llevó a los propietarios afroamericanos a vecindarios de bajos ingresos que requerían más mantenimiento y eran menos rentables.
Foto: Bruce Bennett / Getty Images

Herbert Washington  dueño de más de una docena de franquicias de McDonald’s acusó a la compañía de fomentar un ambiente de “racismo sistémico” al no permitirle comprar sucursales en en zonas con mejor nivel económico.

Washington, Franquiciatario de la firma y  ex jugador de beisbol, presentó esta semana una demanda federal de derechos civiles contra McDonald’s en Ohio.

Herbert asegura que la empresa llevó a los propietarios afroamericanos a vecindarios de bajos ingresos que requerían más mantenimiento y eran menos rentables.

McDonald’s negó las acusaciones, en un comunicado informó que Washington estaba “enfrentando desafíos comerciales” y que había “invertido significativamente en su organización”.

De acuerdo con la cadena de comida rápida, ésta le ha otorgado numerosas oportunidades a lo largo de su relación comercial para resolver los problemas existentes.

“Esta situación es el resultado de años de mala administración por parte del Sr. Washington, cuya organización no ha cumplido con muchos de nuestros estándares sobre personas, operaciones, satisfacción de los clientes y reinversión”, dijo la compañía.

Pese a los señalamientos de la empresa, Washington ofreció un a entrevista con Lana Zak, en CBSN, el pasado jueves, asegurando que la respuesta de McDonald’s no abordó su reclamo de racismo.

El demandante expuso que la empresa no abordó que los propietarios-operadores afroamericanos en el sistema McDonald’s tienen ventas bajas que sus contrapartes blancos.

El problema en McDonald’s es el racismo sistémico que ha prevalecido desde el principio”, dijo. De acuerdo con el franquiciatario, sus contrapartes que no son afroamericanos cuentan con ubicaciones donde la dinámica comercial les favorecen.

“Lo que se hizo muy evidente es que los propietarios-operadores afroamericanos fueron dirigidos y relegados a las ciudades del interior donde el costo de hacer negocios es  más alto que el de nuestros homólogos blancos”, expuso.

La acusación contra McDonald’s no es nueva. En 1984, la cadena fue acusada por otra franquicia en Los Ángeles de impedir que los propietarios afroamericanos compraran ubicaciones en barrios blancos.

También te puede interesar: El nuevo sándwich de pollo crujiente de McDonald’s llega este 24 de febrero en un anticipo exclusivo