ICE suspende operativos contra inmigrantes en lugares de trabajo

Agentes de ICE ya no harán redadas en centros laborales, además de que autoridades migratorias elaborarán opciones que protejan a extranjeros que denuncien abusos de empleadores, informó el Departamento de Seguridad Nacional

Los agentes de ICE dejarán de realizar operaticos en lugares de trabajo.
Los agentes de ICE dejarán de realizar operaticos en lugares de trabajo.
Foto: John Moore / Getty Images

El secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, ordenó a la oficina de Inmigración y Control de Aduanas (ICE), la suspensión de redadas en espacios laborales.

“El memorando también establece el fin de las operaciones masivas de ejecución en el lugar de trabajo”, indica un comunicado del Departamento de Seguridad Nacional (DHS).

Se destaca que bajo la administración del presidente Donald Trump este tipo de operaciones fueron comunes, desatando miedo entre los inmigrantes, así como intensificar los abusos laborales.

“Estas operaciones intensivas resultaron en el arresto simultáneo de cientos de trabajadores y fueron utilizadas como una herramienta por los empleadores explotadores”, se agregó.

Esta medida se suma a las políticas del DHS del 30 de septiembre, las cuales establecen que los inmigrantes indocumentados no serán detenidos por agentes de ICE solamente por ser indocumentados.

El hecho de que un individuo sea un no ciudadano removible no será por sí solo la base de una decisión en su contra“, indicó entonces la autoridades.

La nueva política también pide a la oficina de Servicios de Ciudadanía e Inmigración (USCIS) tomar medidas para promover “un mercado laboral justo”, así como ofrecer opciones a inmigrantes que denuncien abusos en sus trabajos.

“El Departamento de Seguridad Nacional tiene un papel fundamental para garantizar que los lugares de trabajo de nuestra nación cumplan con nuestras leyes”, dijo el secretario Mayorkas. “No toleraremos empleadores sin escrúpulos que exploten a trabajadores sin autorización (laboral), realicen actividades ilegales o impongan condiciones de trabajo inseguras“.

Las agencias mencionadas, así como la oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP), a las que también se dirigió el memorando, tendrán 60 días para implementar una política basada en “caso por caso”, que otorgue perdón a indocumentados y sean beneficiados con Autorización de Empleo, si denuncian a empleadores abusivos.

“Las agencias… deben desarrollar estrategias para priorizar la aplicación de la ley en el lugar de trabajo contra empleadores sin escrúpulos y, mediante el ejercicio de la discreción fiscal, facilitar la participación de los trabajadores vulnerables en las investigaciones de las normas laborales”, se apuntó.