FDA lanza guía que pide reducir la sal a restaurantes y empresas de comida preparada

La FDA emitió una guía para que restaurantes y fabricantes de alimentos reduzcan el sodio en los productos. Los estadounidenses están consumiendo demasiado sodio y la reducción de ingesta tiene el potencial de prevenir muertes prematuras

La mayor parte del sodio consumido proviene de alimentos procesados.
La mayor parte del sodio consumido proviene de alimentos procesados.
Foto: Karl Allen Lugmayer / Pixabay

Los estadounidenses consumen demasiado sodio, lo cual afectar su salud. En consecuencia, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) está pidiendo a los fabricantes de alimentos y restaurantes que reduzcan el sodio en sus productos durante los próximos dos años y medio. Para ello emitió una guía con recomendaciones.

La FDA señala que la mayor parte del sodio consumido proviene de alimentos procesados, envasados ​​y preparados, no de la sal de mesa que se agrega a los alimentos al cocinarlos o comerlos.

Más del 70 por ciento de la ingesta total de sodio proviene del sodio agregado durante la fabricación de alimentos y la preparación comercial de alimentos.

La ingesta promedio de sodio de las personas en Estados Unidos es de aproximadamente 3,400 miligramos al día, casi un 50 % del el límite de 2,300 mg recomendado por las pautas federales actuales para personas de 14 años o más. Los límites recomendados para niños menores de 13 años son aún más bajos.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda que los adultos consuman menos de 2,000 mg de sodio al día, equivalentes a 5g de sal (poco menos de una cucharadita). Señala que el consumo en los menores de entre 2 y 15 años debe ser menor que el de los adultos. Así como que toda la sal que se consume debe estar yodada.

La Asociación Estadounidense del Corazón recomienda a las personas presión arterial alta un límite ideal de no más de 1,500 mg de sodio.

La FDA tiene la meta de reducir la ingesta general de sodio de los estadounidenses en un 12 por ciento. Si bien ese objetivo no alcanzaría la ingesta diaria recomendada de 2,300 mg de sodio, es una acción que puede resultar muy beneficiosa para la salud.

Beneficios de reducir el consumo de sal

El principal beneficio de reducir la ingesta de sal es la correspondiente reducción de la presión arterial alta.

La OMS señala que la ingesta de sal de menos de 5 gramos por día para adultos ayuda a reducir la presión arterial y el riesgo de enfermedad cardiovascular, accidente cerebrovascular y ataque cardíaco coronario.

Más de 4 de cada 10 adultos estadounidenses tienen presión arterial alta. También uno de cada 10 niños (de 8 a 12 años) y uno de cada 8 adolescentes (de 13 a 17 años) tiene presión arterial alta o elevada.

Dado que la presión arterial alta es un factor de riesgo  de enfermedad cardíaca y accidente cerebrovascular, dos causas principales de muerte en Estados Unidos. Reducir la ingesta de sodio puede ayudar a prevenir enfermedades y cientos de miles de muertes prematuras.

Las empresas no están obligadas a realizar las reducciones de sodio que recomienda la FDA pero habría recompensa para las empresas que cumplan según dijo a NBC News la Dra. Janet Woodcock, comisionada interina de la FDA. Aunque no señaló si la FDA tomaría alguna medida contra las empresas que no reducen el sodio.

Te puede interesar:
10 alimentos más ricos en sodio que aumentan tu presión arterial
6 mentiras sobre la sal que debes dejar de creer
5 razones por las que los nutricionistas quieren que comas menos salchichas y otras carnes procesadas
5 alimentos ricos en flavonoides que ayudan a mantener la presión arterial en niveles bajos