Una mujer es atacada por un oso mientras paseaba a su perro frente a su casa en Florida

Las autoridades decidieron matar al animal, que acababa de dar a luz a tres cachorros

La mujer pidió ayuda a los vecinos para que llamaran a la policía o sacaran un arma para matar al animal.
La mujer pidió ayuda a los vecinos para que llamaran a la policía o sacaran un arma para matar al animal.
Foto: Oficina del Sheriff del Condado de Volusia / Cortesía

Una mujer de Florida salió a pasear a su perro frente a su casa cuando un oso la atacó provocándole varias heridas en la cara.

La mujer, que se identificó como Aydee, fue atacada alrededor de las 9pm del jueves. Al parecer, y según su relató, todo ocurrió cuando se encontró frente a frente con una mamá oso que había estado caminando asustada por el vecindario. Al verla, Aydee huyó despavorida pero el animal la siguió e incluso la arañó.

“Al darme cuenta, ella me encerró. Yo salí corriendo, pero ella vino corriendo tras de mí”, explicaba la mujer en declaraciones a los medios locales al tiempo que mostraba su gran corte en el lado izquierdo de su frente.

Te puede interesar: Nuevos mapas electorales negarán a los latinos y otras minorías representación justa

“Empecé a gritar a mis vecinos para ver si alguno de ellos podía llamar a la policía, ayudarme o sacar un arma para disparar al animal”, relataba.

Awston Kennedy, un vecino de la zona, fue uno de los testigos de esta situación cuando la mujer golpeó su puerta varias veces en busca de ayuda y preocupada por el bienestar de su perro.

El hombre dijo que justo antes del ataque, la mamá oso estaba subida a un árbol frente a su casa y que bajó unos minutos para ver qué es lo que había en un contenedor de basura cerca de la carretera. Los vecinos trataron de ahuyentar al animal, pero este fue tras de Aydee.

Te puede interesar: “Hoy nuestra libertad de voto está bajo ataque”, alerta Kamala Harris en Día de Martin Luther King Jr.

Tras el ataque, los vecinos lograron asustar a la mamá oso y a sus cachorros hasta que llegaron las autoridades. La Comisión de Conservación de Vida Silvestre y Pesca de Florida (FWC) y la Oficina del Sheriff del Condado de Volusia respondieron a la llamada. Los oficiales encontraron a la mamá oso y a sus tres cachorros sentados frente a un árbol.

Finalmente la mamá oso fue sacrificada y se determinó que los tres cachorros, cada uno con un peso aproximado de 100 libras, tenían la edad y el tamaño suficientes como para sobrevivir por sí mismos.