Qué empresas de comida se fundieron este año ante la inflación en EE.UU.

La inflación y sus efectos en la economía propició que al menos cuatro empresas dedicadas a la entrega de comestibles se declararan en banca rota este año

Las entregas de comestibles se derrumbaron al decretarse el final de la emergencia sanitaria en Estados Unidos

De la misma manera en que irrumpieron en escena durante la pandemia, Buyk, Jokr, Fridge No More y Zero Grocery, terminaron por desparecer este año. Crédito: Spencer Platt | Getty Images

Este año será recordado como uno de los más dolorosos para algunos dueños de compañías emergentes dedicadas a la entrega de comestibles, pues debido a la inflación y a los efectos que generó en la economía estadounidense, así como a los cambios de hábitos de los consumidores, tuvieron que dejar de operar.

Contrario al auge que llegaron a experimentar durante la pandemia debido a que millones de personas optaron por no salir de sus hogares y en lugar de ello recurrieron a sus servicios de entrega de productos comestibles, empresas como Buyk, Jokr, Fridge No More y Zero Grocery, se desmoronaron cuando la mayoría de la población retomó sus actividades diarias.

A pesar de que intentaron echar a andar algunas estrategias que les permitieran continuar operando una vez que se decretó el final de la emergencia sanitaria, luego de varios meses de naufragar casi sin clientes, las compañías citadas se vieron obligadas a bajar la cortina.

Impactada por la guerra en Ucrania

En el caso de Buyk, fue creada por los empresarios Rodion Shishkov y Slava Bocharov, en septiembre de 2021.

Su concepto era brindar servicios de entrega de abarrotes 15 minutos o menos en áreas metropolitanas de Nueva York y Chicago, donde llegó a tener hasta tres almacenes y 39 tiendas.

No obstante, la guerra entre Rusia y Ucrania, así como las restricciones para importar productos que surgieron después, limitaron sus operaciones al grado de que la compañía terminó por declararse en bancarrota en marzo pasado.

Al respecto, James Walker, director ejecutivo de Buyk, explicó a través de un comunicado los motivos que originaron la quiebra.

“Hemos explorado diligentemente todas las opciones y asociaciones posibles para reestructurar Buyk y mantener el negocio en marcha. Sin embargo, la guerra en Ucrania y las restricciones posteriores en la financiación lamentablemente han hecho que sea imposible continuar con las operaciones”, indicó.

Víctimas de la crisis

Fundada en Nueva York, en marzo de 2021, bajo el eslogan “Productos frescos y marcas locales favoritas entregados antes de que hierva el agua”, Jokr ofrecía servicios de entrega de comestibles. No obstante, su aventura sólo duro poco más de un año al anunciar en junio pasado que dejaría de operar.

“Si bien pudimos construir una increíble base de clientes (¡gracias!) y sentar las bases para un negocio sostenible en los EE.UU., la empresa ha tomado la difícil decisión de salir del mercado durante este período de incertidumbre económica mundial”, indicó a través de un comunicado Ralf Wenzel, director ejecutivo y cofundador de la compañía.

Del mismo mal adoleció la startup de comestibles instantáneos en 15 minutos, Fridge No More.

Fundada en Brooklyn, en 2020, realizaba sus entregas de mercancía con el apoyo de bicicletas eléctricas que recorrían la ciudad. Sin embargo, también sucumbió con el retornó a la normalidad y concluyó sus operaciones en marzo de este año.

Finalmente, otro penoso caso fue el de Zero Grocery, empresa fundada en 2019, que, bajo la bandera de cumplir con entregas de comestibles sin desperdicio, pues siempre defendió la sustentabilidad, dejó de operar en la zona de San Francisco, también en marzo pasado.

También te puede interesar:

Suscribite al boletín de Empleos

¿Te gustaría recibir ofertas de empleo en Los Ángeles?

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y Google Política de privacidad y Se aplican las Condiciones de servicio.

¡Muchas gracias!

Más sobre este tema
Contenido Patrocinado
Enlaces patrocinados por Outbrain