Dieta atlántica: de qué se trata y por qué puede ayudar al metabolismo

La Dieta Atlántica, un nuevo plan nutricional, surge como alternativa a la Dieta Mediterránea, demostrando reducir el síndrome metabólico según un estudio reciente. Destaca por su énfasis en alimentos como el bacalao y las patatas, promoviendo un estilo de vida activo

Dieta atlántica: de qué se trata y por qué puede ayudar al metabolismo

La dieta Atlántica permite un consumo ligeramente mayor de carnes rojas y lácteos, a diferencia de la dieta mediterránea. Crédito: Chatham172 | Shutterstock

El mundo de la alimentación y la salud está en constante evolución, y esta vez la estrella es la “Dieta Atlántica”, un nuevo plan nutricional que ha surgido como alternativa a la ya conocida y aclamada Dieta Mediterránea.

Durante años, la Dieta Mediterránea ha sido considerada como el estándar dorado en cuanto a alimentación saludable. Sin embargo, un reciente estudio publicado en JAMA Network Open ha arrojado luz sobre las bondades de un régimen alimenticio poco conocido pero igualmente efectivo: la Dieta Atlántica Tradicional del Sur de Europa.

Este estudio, que analizó datos del estudio Dieta Atlántica Gallega, demostró que la dieta atlántica reducía significativamente las tasas de síndrome metabólico en los participantes del estudio. El síndrome metabólico, una combinación de condiciones como presión arterial alta, niveles elevados de azúcar en sangre y obesidad abdominal, es un factor de riesgo importante para enfermedades cardíacas y diabetes.

De qué va la dieta atlátinca

Se trata de un plan nutricional arraigado en las costumbres culinarias del noroeste de España y Portugal. Aunque comparte similitudes con la Dieta Mediterránea, se diferencia por el énfasis en alimentos como el bacalao, las carnes rojas y los productos derivados del cerdo, además de incluir patatas, que no son tan comunes en la dieta mediterránea.

La Dra. Keri Gans, autora de “The Small Change Diet”, destaca que la Dieta Atlántica también promueve valores como compartir las comidas en familia y mantener un estilo de vida activo, aspectos que contribuyen tanto a la salud física como mental.

Pero, ¿cómo se compara la Dieta Atlántica con su contraparte mediterránea? Según la nutricionista Jessica Cording, ambas dietas comparten una base sólida en alimentos de origen vegetal, pescado y grasas saludables, pero la Atlántica permite un consumo ligeramente mayor de carnes rojas y lácteos. Sin embargo, recalca que ambas fomentan un estilo de vida saludable más que simplemente una lista de alimentos.

Los expertos coinciden en que la Dieta Atlántica ofrece numerosos beneficios para la salud, gracias a su énfasis en alimentos frescos, locales y mínimamente procesados. Sin embargo, advierten sobre la necesidad de moderar el consumo de carne roja y alcohol, y señalan que puede no ser adecuada para quienes necesitan una estructura más definida en su dieta.

La Dieta Atlántica emerge como una opción viable y saludable para aquellos que buscan mejorar su alimentación y estilo de vida. Con su enfoque en alimentos frescos y costumbres culinarias tradicionales, promete no solo beneficios para la salud física, sino también una conexión más profunda con la cultura y la comunidad local.

Sigue leyendo:

En esta nota

Acelerar el metabolismo Dieta metabolismo

Suscribite al boletín de Noticias

Recibe gratis las noticias más importantes diariamente en tu email

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y Google Política de privacidad y Se aplican las Condiciones de servicio.

¡Muchas gracias!

Más sobre este tema
Contenido Patrocinado
Enlaces patrocinados por Outbrain