¿Será el final de Bernard Hopkins?

Dawson le arrebata corona y el ahora ex campeón semipesado sale lesionado

LOS ÁNGELES (EFE).- El veterano púgil Bernard Hopkins perdió la corona de peso semipesado del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) en el segundo asalto de una pelea programada a 12 y que tuvo un final poco común ante su rival Chad Dawson.

En pleito celebrado el sábado en el Staples Center, Hopkins, de 46 años de edad, no pudo retener el cetro ante su rival de 29 años.

El “Ejecutor” Hopkins no pudo continuar la contienda después de que Dawson provocó que el ex campeón cayera a la lona, en donde se lastimó el hombro y quedó sin posibilidad de seguir peleando.

Cuando Hopkins se recargó sobre Dawson después de un intercambio de golpes, Dawson lo levantó empujándolo con el hombro enviando a Hopkins a la lona, lastimándose el hombro izquierdo, mientras que su cabeza se golpeó en la primera cuerda y estuvo cerca de impactar en la mesa de los jueces.

El árbitro Pat Russell declaró nocaut técnico argumentando que Hopkins no podía seguir la pelea debido a una lesión.

Debido a que Russell indicó que no había falta, la Comisión Atlética de California decretó el nocáut técnico.

“Él [Hopkins] no podía continuar y por lo tanto se estableció que fue nocaut técnico, que era lo que en ese momento había decidido el árbitro”, declaró George Dodd, de la Comisión Atlética de California, que supervisaba la pelea. “Hasta el momento eso es lo que está establecido”, añadió.

Después de haber esperado cinco años para pelear contra Hopkins, Dawson reaccionó molesto porque la pelea no podía continuar y acusó a Hopkins de haber sido el culpable de la situación que se vivió.

“Él fue el que el que se echó sobre mí y forzó la caída que luego generó en la lesión de su hombro, por lo tanto él fue el único culpable que no siguiese la pelea y los aficionados pudiesen ver más boxeo”, comentó molesto Dawson.

Mientras que el ahora ex campeón también se mostró enojado porque proclamaba que había sido una falta y no una caída legal.