Supuesto asesino tenía a otros desamparados en la mira

La fiscalía pediría cadena perpetua sin derecho a libertad bajo palabra para Itzcoatl Ocampo,a quien mañana se presentarán cuatro cargos.

Guía de Regalos

Supuesto asesino tenía a otros desamparados en la mira
Itzcoatl Ocampo
Foto: AP

La Oficina del Procurador del Condado de Orange presentó hoy cuatro cargos de homicidio en contra del ex marino Itzcoatl Ocampo por la muerte a puñaladas de cuatro hombres desamparados en una serie de asesinatos que mantenían aterrorizada a la comunidad del Sur de California.

La fiscalía informó también durante una conferencia de prensa que Ocampo, de 23 años, había seleccionado ya otras posibles víctimas, pero sus intenciones fueron bloqueadas por su aprehensión.

Ocampo fue detenido el pasado viernes 13 de enero tras cometerse el último asesinato, el de John Berry, un desamparado de 64 años y veterano de la guerra de Vietnam. Cuando éste estaba siendo acuchillado, varias personas se percataron y fueron a auxiliarlo para luego empezar a corretear al agresor.

La policía se sumó a la persecución y fue capturado el joven Ocampo, a quien le detectaron sangre y lograron recuperar un puñal tipo militar modelo KA-BAR Bull Dozer con el que se presume también acuchilló a las demás víctimas: James McGillivray, de 53, Lloyd Middaugh, de 42, y Paulus Smit, de 57.

El fiscal Tony Rackauckas indicó que se está buscando cadena perpetua sin derecho a libertad bajo palabra para Ocampo a quien mañana se le hará la presentación oficial de cargos.

Rackauckas señaló que aunque están seguros de tener a la persona correcta como responsable de estos asesinatos, la investigación continúa.

El padre del sospechoso de matar a los desamparados del Condado de Orange es también un desamparado y afirma que la semana pasada su hijo le mostró una fotografía de una de las víctimas, como advertencia del peligro que corre en las calles.

Refugio Ocampo, de 49 años, también informó ayer a The Associated Press que su hijo había cambiado mucho luego de su servicio con los Marines en Irak; se mostraba desilusionado y estaba cada vez más taciturno, al tiempo que tenía dificultades para continuar con su vida como civil.

El padre dijo que perdió su trabajo y su casa y que terminó viviendo debajo de un puente antes de encontrar refugio en la cabina de un gran camión averiado que está ayudando a reparar.