Bochornosa actitud de 5 militares

CARTAGENA, Colombia (AP).- Cinco efectivos militares que respaldaban al Servicio Secreto antes del arribo del presidente Barack Obama habrían incurrido en conducta indebida y han quedado acuartelados, se informó ayer.

Por otra parte, un legislador estadounidense dijo que un “número significativo” de agentes del Servicio Secreto inmiscuidos en el mismo presunto escándalo llevaron mujeres a sus cuartos de hotel antes del arribo del Presidente.

Obama asiste en Cartagena a la Cumbre de las Américas.

El vocero de la Casa Blanca, Jay Carney, dijo que el incidente con el personal militar deriva del mismo episodio en el cual 11 agentes del Servicio Secreto debieron regresar a Estados Unidos para ser investigados por posible conducta indebida.

El incidente incluye denuncias de que personal militar tuvo relaciones con prostitutas. Carney remitió las preguntas al Servicio Secreto -el organismo encargado de proteger al Presidente- y las Fuerzas Armadas.

El portavoz dijo que Obama confía en el servicio y que los incidentes investigados, que precedieron al arribo de Obama, no afectaron la seguridad presidencial.

El representante Peter King, quien recibió un informe ayer acerca de la investigación, dijo que “cerca” de todos los 11 agentes denunciados tenían mujeres en sus cuartos de hotel, que no es el mismo en el que se aloja Obama.

King, republicano por Nueva York que preside la Comisión de Seguridad Nacional de la Cámara Baja, dijo que las mujeres eran “presuntamente prostitutas”, pero los investigadores están entrevistando a los agentes.

La AP había confirmado previamente que los agentes fueron enviados de regreso al país debido a la conducta que incluyó relaciones con prostitutas. Los informes iniciales dijeron que los agentes involucrados eran 12.