Agentes federales patrullarán centro de Chicago la próxima semana

La medida es parte del patrón de seguridad de la reunión de la OTAN.
Agentes federales patrullarán centro de Chicago la próxima semana
La directora del comité organizador de la cumbre (Chicago NATO Host Committee), Lori Healey, esta mañana en la secundaria Kelly High School.
Foto: Fabiola Pomareda / La Raza

Chicago.- A partir del martes 1 de mayo, agentes federales estarán protegiendo varios edificios ubicados en el centro de Chicago, como parte de las medidas de seguridad previstas para la reunión de la Organización del Tratado Atlántico Norte (OTAN), a realizarse en esta ciudad el 20 y 21 de mayo.

El anuncio es la primera acción real que experimentarán los residentes de Chicago, en anticipación a la reunión de jefes de estado que se llevará a cabo en el centro de convenciones McCormick Place.

De acuerdo con el diario Chicago Sun Times, el director regional del Federal Protective Service, Cleophas Bradley, informó a empleados federales de Chicago que el operativo “Red Zone” empezará el próximo martes y que incluirá la presencia de personal en ropa de combate, portando armas “no letales” y municiones.

La directora del comité organizador de la cumbre (Chicago NATO Host Committee), Lori Healey, dijo hoy a los medios de comunicación que “muchos de nosotros fuimos sorprendidos al leer eso y obviamente el gobierno federal no consulta a la Ciudad cuando hace esto”. “Todos lo ignorábamos”.

En una conferencia de prensa realizada esta mañana, Healey comentó que “entiendo que es una práctica común del gobierno federal de tener protección alrededor de sus edificios. No puedo comentar más allá de eso”.

De acuerdo con el Sun Times, entre los edificios que serán vigilados estarán el Dirksen Federal Courthouse, Kluczynski Building, RH Metcalfe Building y la cárcel Metropolitan Correctional Center. El perímetro que será patrullado se extenderá de la calle Adams (norte) hasta la Harrison (sur) y de la State (este) a la Franklin (oeste).

Healey, quien compareció esta mañana junto con la Embajadora Kolinda Grabar, secretaria general adjunta de diplomacia en la OTAN, añadió que “todos están planeando de manera extensiva y les garantizo que [el Gobierno Federal] hacen esto para todo tipo de eventos”.

La funcionaria dijo que habrá más información disponible en los próximos días. Y que de todas maneras el Servicio Secreto revelará su plan oficial para la cumbre, la próxima semana.

El Federal Protective Service no impedirá el ingreso de nadie a esta zona, sino que en caso de un evento de “desobediencia civil”, los agentes federales cerrarán el acceso al área protegida temporalmente, hasta restablecer el orden.

Para el martes 1 de mayo se tiene planeada una masiva marcha por el Día de los Trabajadores, organizada por sindicatos, organizaciones inmigrantes, obreros, estudiantes e “Indignados”. La marcha seguirá una ruta desde el Parque Union hasta la Plaza Federal, donde se tiene previsto un rally a las 3pm. Se desconoce si este evento será afectado por los planes del Federal Protective Service.

La OTAN es una alianza política militar compuesta por 28 países. Las medidas de seguridad previas a la cumbre de la OTAN son extremas, ya que se esperan varios miles de manifestantes. Además, Chicago será la primera ciudad de Estados Unidos en albergar dicha cumbre, aparte de Washington D.C. y es la ciudad más grande que ha sido escogida para ser anfitriona de dicha cumbre en casi una década.

Se espera que lleguen a Chicago importantes líderes y jefes de estado, entre otros, de Albania, Australia, Bélgica, Bulgaria, Canadá, Alemania, Francia, Grecia, Italia, Japón, Polonia, Corea, España, el Reino Unido, los Emiratos Árabes, entre otros. También se espera al presidente de EE.UU. Barack Obama y al único líder latinoamericano: Mauricio Funes, de El Salvador.