Polémica por cobro de $150

Los propietarios se oponen al cobro de 150 dólares que les está preparando el Gobierno de California
Polémica por cobro de $150
Propietarios de casas o estructuras en zonas rurales de California recibirán facturas de 150 dólares.
Foto: Archivo-La Opini'on

SACRAMENTO.- Al tiempo que la Junta Estatal de Impuestos (BOE) se prepara para ordenar el cobro de 150 dólares a cientos de miles de propietarios de casas ubicadas en territorio rural por concepto de un nuevo cargo para la prevención y el combate de incendios, los opositores están listos para demandar una vez que empiecen a llegar las facturas.

“No podemos demandar hasta que al menos un propietario reciba la cuenta, la pague, y luego reclame la devolución del dinero; y cuando BOE responda que no le pueden regresar el monto del pago, demandaremos”, advirtió Jon Coupal, presidente de la Asociación de Contribuyentes Howard Harvis.

“Esperamos que la Corte se ponga de nuestro lado porque ese cobro no es más que un nuevo impuesto por un servicio que no es nuevo”, explicó Coupal.

A esta demanda se sumará el condado de San Diego -el mayor afectado con el cobro-, ya que en él se encuentran 100 mil 814 viviendas o estructuras rurales, seguido por San Bernardino, con 65 mil 637. Los Ángeles es uno de los condados menos afectados, con 19 mil 16 viviendas en territorio rural.

Diane Jacob, supervisora del condado de San Diego, dijo que se espera que más condados se sumen a la demanda para revertir el cobro. “Esto es un impuesto, y no es justo para quienes perdieron sus casas dos veces, en los incendios de 2003 y 2007”, denunció en una conferencia de prensa.

A partir de septiembre, los propietarios de 825 mil 488 casas o estructuras localizadas en las zonas rurales de California comenzarán a recibir las facturas de 150 dólares que deberán pagar en un plazo de un mes. Aquellos que no lo paguen en los primeros 30 días enfrentarán multas y cargos adicionales.

Daniel Berlant, portavoz del Departamento de Protección Forestal e Incendios de California (CalFire), precisó que la mayoría de las personas terminarán pagando 115 dólares por año y no los 150 dólares debido a un descuento de 35 dólares a los propietarios que ya pagan por prevención de siniestros a los distritos locales.

“Esperamos obtener 84 millones de dólares por año, lo cual nos servirá para tener una fuente estable de financiamiento en la prevención de incendios, ya que el fondo general del estado -de donde provienen nuestros recursos -,siempre está en el sube y baja”, explicó Berlant.

La Junta Estatal de Impuestos comenzará a mandar los cobros a partir del 13 de agosto y hasta finales de diciembre. “Pero desde hoy estaremos enviando notificaciones a los propietarios rurales con la advertencia de que no liquidan en 30 días, tendrán que pagar penalidades e intereses”, precisó David Durán, portavoz de la Junta Estatal de Impuestos.

Añadió que los cobros se enviarán por condado y orden alfabético.

El nuevo cobro fue aprobado por los legisladores en julio de 2011 a través de la ley presupuestal AB29X.

El senador George Runner, miembro de la Junta Estatal de Impuestos, dijo que se opone a lo que consideró un nuevo impuesto que considera inconstitucional. “El gobernador y la legislatura lo llamaron un cobro para evitar cumplir con el requisito de las dos terceras partes de los votos ( que obligaba a tener votos republicanos) diseñado para proteger los contribuyentes”, indicó.