Casa Blanca apela al público por tema fiscal

Guía de Regalos

WASHINGTON/AP — El presidente Barack Obama pedirá al público esta semana que presione al Congreso para evitar el llamado precipicio fiscal el próximo año, y el viernes viajará a un suburbio de Filadelfia a fin de pedir mayores cargas fiscales para los acaudalados y prolongar la reducción de ciertos impuestos a las parejas que ganen menos de $250,000 al año.

La Casa Blanca anunció ayer que el presidente realizará varios actos públicos con ese fin. Hoy el mandatario recibirá en su oficina a un grupo de pequeños empresarios y mañana a varias familias de clase media.

La Casa Blanca y el Congreso deben negociar un plan para evitar el precipicio fiscal el 1ro de enero. El viaje de Obama a Hatfield, en Pensilvania, será el primero fuera de la capital desde que obtuvo un segundo mandato.

Ambas partes advirtieron que el precipicio fiscal —una combinación de aumentos de impuestos y recortes de gasto público automáticos— podría perjudicar la recuperación económica del país, pese a lo cual parece muy distante un acuerdo. La Casa Blanca y los legisladores republicanos difieren en si elevar los impuestos o anular algunas exenciones y deducciones fiscales.

El presidente de la Cámara de Representantes John Boehner ha defendido la idea de obtener mayores ingresos fiscales mediante la reducción de las exenciones en lugar de elevar los impuestos a los estadounidenses que ganen más de $200,000 y las parejas con más de $250,000 en ingresos. La Casa Blanca advirtió que el mandatario no firmará proyecto de ley alguno que prolongue la presente exención fiscal para el 2% más rico del país.

El senador de Pensilvania Pat Toomey, un republicano que se opone al empeño de Obama de elevar los impuestos a los más acaudalados, dijo que aunque la visita del mandatario a su estado “es siempre bienvenida”, sigue completamente opuesto a la estrategia del mandatario para evitar caer en el abismo fiscal.

“El Presidente está absolutamente decidido a elevar los impuestos al pueblo estadounidense”, dijo Toomey ayer al canal de televisión CNN.