Rajoy va a investigar corrupción en el PP

Paritdo español está sacudido por escándalo sobre dinero negro
Rajoy va a investigar   corrupción en el PP
Presidente del PP, Mariano Rajoy, junto a la secretaria general, María Dolores de Cospedal, ayer, del Comité Ejecutivo Nacional.
Foto: EFE

MADRID, España (EFE).— El presidente del Gobierno español y del Partido Popular, Mariano Rajoy, anunció ayer que ha encargado una auditoría externa para investigar las cuentas de la formación política y que complemente otra de carácter interno que también se va a realizar.

Rajoy hizo el anuncio a puerta cerrada, al intervenir ante el Comité Ejecutivo Nacional, la cúpula del partido gubernamental español, que se reunió ayer en Madrid en medio de la polémica creada por las informaciones sobre cuentas en Suiza de su extesorero, Luis Bárcenas, y el presunto pago de sobresueldos opacos a dirigentes de la formación.

El anuncio sigue a las declaraciones de Rajoy el pasado sábado, cuando en un acto de su partido aseguró que “no le temblará el pulso” ante actuaciones irregulares de su partido.

Se revisará “hasta el último papel”, garantizó ayer en rueda de prensa la “número dos” del PP, María Dolores de Cospedal, después de la reunión de la dirección popular.

Cospedal informó de que la investigación interna estará dirigida por la actual tesorera del PP, Carmen Navarro, y se analizará “todo, todo”.

La secretaria general, que antes del encuentro insistió en negar el pago de dinero negro en su partido —unos pagos que habría realizado Bárcenas, según informaciones periodísticas reveladas la semana pasada—, aclaró que el PP no va a hablar con el extesorero porque está inmerso en un proceso judicial.

Bárcenas está imputado en el caso conocido como “Gürtel” sobre corrupción, tráfico de influencias y blanqueo de capitales ligado presuntamente a cargos del PP, y que estalló hace cuatro años tras una operación coordinada por el entonces juez Baltasar Garzón.

La semana pasada se conoció que el extesorero y exsenador del PP tuvo 22 millones de euros en cuentas en Suiza hasta que, en 2009, cuando fue imputado, traspasó parte del dinero a Nueva York, según informaron las autoridades helvéticas al juez español que investiga el caso.

El PP se ha desvinculado de dichas cuentas en el paraíso fiscal alpino y —según explicó ayer Cospedal— Rajoy aseguró en la reunión que la formación conservadora “ni tiene ni ha tenido nunca una cuenta bancaria fuera de España, ni ha encargado nunca a persona alguna que tenga una cuenta bancaria por cuenta del PP. A nadie”.

Cospedal insistió ayer en que si se descubre que alguna persona del partido se enriqueció de forma ilegal, será expulsada inmediatamente para no manchar la imagen del PP.

El presidente del Gobierno también adelantó ayer que el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, comparecerá en el Congreso de los Diputados (Cámara Baja parlamentaria) para aclarar que Bárcenas no se acogió el año pasado a la amnistía fiscal aprobada por el ejecutivo para hacer aflorar dinero negro con un recargo de sólo el 10 %.

La oposición acusa al Gobierno popular de haber permitido que Bárcenas regularizara gracias a esa amnistía fiscal 10 millones de euros.