Houston busca que ‘textear’ mientras se conduce sea prohibido

La alcaldesa Annise Parker, funcionarios y organizaciones lanzaron la campaña ‘Puede esperar’ (‘It Can Wait’ para alertar del riesgo de estar enviando o leyendo mensajes en el celular mientras se conduce un automóvil
Houston busca que ‘textear’ mientras se conduce sea prohibido
La alcaldesa de Houston Annise Parker, funcionarios y organizaciones lanzaron la campaña ‘Puede esperar’ (‘It Can Wait’ para alertar del riesgo de estar enviando o leyendo mensajes en el celular mientras se conduce un automóvil.
Foto: Gustavo Rangel / RUMBO

La alcaldesa de Houston Annise Parker se ha tomado en serio el tema de ir enviando o consultando mensajes de texto en el teléfono celular –práctica conocida como texting- mientras se conduce un automóvil.

La funcionaria está dispuesta a luchar por implementar una ordenanza que prohíba a automovilistas hacer texting (‘textear’) mientras van condiciendo por las calles de la ciudad si la Legislatura de Texas vuelve a fracasar en su intento de aprobar una ley que prohíba “esta peligrosa actividad” a nivel estatal en los próximos meses.

Por lo pronto Parker, organizaciones gubernamentales y cívicas han lanzado una campaña para tratar de prevenir que residentes de la Ciudad Espacial “pongan sus vidas en riesgo”.

“Textear y manejar es una peligrosa combinación que es responsable de millones de accidentes a nivel nacional. Habrá gente que dice que solamente están quitando sus ojos de la carretera por unos segundos pero esa gente debe saber que están poniendo en riesgo sus vidas y las de otros. No es un juego”, dijo Parker.

La alcaldesa estuvo acompañada por miembros de la Policía de Houston, el sheriff Adrián García, varios concejales y grupos comunitarios para lanzar la campaña ‘Puede esperar’ (It Can Wait) que busca advertir sobre los riesgos de ‘textear’ y manejar a la vez. La campaña hará uso de medios sociales, televisión, radio y programas interactivos.

“Se tiene que cambiar la cultura, este tema es serio porque están en riesgo muchas vidas”, agregó la alcaldesa.

En la Legislatura se encuentra en análisis una propuesta de ley que prohibiría ‘textear’ mientras se maneja. Es la segunda ocasión que dicha propuesta está en las manos de los legisladores en Austin. En 2011 el gobernador Rick Perry utilizó su poder de veto para matar una propuesta de ley similar que ya había sido aprobada los miembros de la Legislatura.

“Si la propuesta de ley no es aprobada a nivel estatal nosotros buscaremos implementar un ordenanza que lo prohíba en nuestra ciudad porque las estadísticas nos muestran que esto es un problema que ya no puede ser ignorado, gente está muriendo en nuestras carreteras, esto es una epidemia”, explicó la alcaldesa.

En 2011 según números presentados por el Municipio, 13 por ciento de los más de 3,000 accidentes fatales en Texas ocurrieron porque alguien iba ‘texteando’ mientras conducía.