‘Gio’ le da oxígeno

El mexicano anota agónico gol y Mallorca respira
‘Gio’ le da oxígeno
Dos Santos (segundo de izq. a der.) festeja con sus compañeros tras anotar ayer el valioso gol para el Mallorca.
Foto: EFE

PALMA, España (EFE).— Un gol del internacional mexicano Giovani dos Santos en el último minuto del tiempo añadido dio ayer al Mallorca un triunfo agónico sobre el Celta, y situó a su equipo a un punto de la permanencia en la Primera División española.

Dos Santos puso al público de pie al marcar tras un rechace del meta Javi Varas para castigar con dureza el único error del conjunto vigués en todo el encuentro.

El séptimo triunfo mallorquinista de la campaña le permite mantener intactas sus opciones de evitar el descenso, a la espera del próximo visitante en Son Moix, el Rayo Vallecano. La grada despidió a su equipo al grito de “sí se puede”.

El Celta se hunde en la tabla como colista absoluto de la manera más cruel, porque lo hizo todo bien para llevarse, al menos, un punto de la isla, pero se encontró con un gol agónico. Todo un mazazo para el equipo de Abel Resino.

El partido se jugó desde un ritmo frenético desde el primer minuto entre dos equipos a los que sólo les valía el triunfo.

El Mallorca, apoyado por el público que llenó las gradas de Son Moix, puso mucha intensidad a las acciones, tal y cómo se lo había exigido su técnico, Gregorio Manzano, a lo largo de toda la semana, pero con muy poca claridad en los metros finales.

Frente a frente estaban el equipo más goleado de la Liga, el Mallorca, con 63 tantos, y el segundo menos realizador, el Celta, con 29.

El Mallorca, por momentos, pareció recuperar su mejor versión desde la llegada de Manzano al banquillo, el pasado febrero, con la gran novedad de la suplencia del portugués y capitán Nunes, al que sustituyó el brasileño Pedro Geromel.

El Celta, agazapado atrás, se acercó poco al arco local, pero lo hizo con gran peligro. Javi López (al 29′) erró su disparo cuando se encontraba solo ante el meta Dudú Aouate, y Mario Bermejo (al 26′) estuvo a punto de sorprender a la defensa con un balón llovido en el área que no alcanzó por muy poco.

El peligro balear, como siempre, estuvo en las botas de Giovani dos Santos. Realizó dos saques directos ( 20′ y 31′) que obligaron a Javi Varas a volar hasta la escuadra para impedir el gol mallorquinista.

A falta de argumentos técnicos, el equipo de Manzano apeló a los balones aéreos que, sin embargo, fueron neutralizados con contundencia por el conjunto gallego.

Mallorca buscó el gol con decisión en la segunda parte, pero el Celta replicó con gran peligro. Una caída de Mario Bermejo en el área, derribado por Pedro Geromel (57′), no fue apreciada como penalti por el colegiado ante las protestas de todo el banquillo visitante.

El reloj jugaba a favor del equipo de Abel Resino, que parecía muy cómodo defendiéndose, aunque siempre mirando de reojo la portería de Aouate.

El empate parecía inamovible, hasta que apareció un oportuno Giovani dos Santos para recoger el rechace del arquero, anotar, y dar vida a su equipo en la Liga y hundir al Celta en el fondo de la tabla.